1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Críticas a Trump por no condenar a supremacistas de Charlottesville

La vaga reacción de Trump al atropello, atribuyendo la culpa a "muchas partes", le generó críticas tanto de los demócratas como de los republicanos.

El presidente estadounidense, Donald Trump, se ganó las críticas incluso de miembros de su propio Partido Republicano por no condenar explícitamente a los supremacistas blancos después de un atropello mortal ocurrido el sábado (12.08.2017) durante una manifestación en Charlottesville, Virginia.

"Tenemos que unirnos como estadounidense con amor por nuestra nación y afecto verdadero por los demás", señaló el mandatario, que prometió un "rápido restablecimiento de la ley y el orden". "Ningún ciudadano debería tener que preocuparse por su seguridad", añadió. No obstante, Trump matizó que "esto ha estado sucediendo por mucho tiempo en nuestro país: no con Donald Trump, no con Barack Obama" y "no tiene cabida en EE. UU.".

Vaga respuesta al atropello

Así, el mandatario ignoró las preguntas de los periodistas sobre por qué no condenó a los nacionalistas blancos que participaron en la marcha, incluido David Duke, exlíder del grupo supremacista Ku Klux Klan. Duke fue grabado en un video de la manifestación publicado por el diario Indianapolis Star, asegurando que los grupos presentes en la marcha querían recuperar el país y "cumplir las promesas de Donald Trump".

 USA Virginia - Ausschreitungen nach Demonstrationen (Getty Images/C. Somodevilla)

Los nacionalistas blancos, los neonazis y los miembros de la "derecha alt" con armadura y armas de combate evacuan a los camaradas que fueron rociados con pimienta después de la manifestación "Unite the Right" en Charlottesville , Virginia.

"Las declaraciones del presidente sobre violencia 'en muchas partes'  ignora la vergonzosa realidad actual del supremacismo blanco en nuestro país, y continúa con un patrón de complancencia en torno a esos actos de odio", lamentó por su parte la líder demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi.

Ver el video 02:02

Estado de emergencia en Charlottesville

La reacción de Trump contrastó con la del gobernador de Virginia, quien fue contundente en su rechazo a los supremacistas blancos. "No son bienvenidos", dijo el demócrata McAuliffe en una conferencia de prensa. "Váyanse a su casa y llévense con ustedes su odio y sus prejuicios. No hay lugar para ustedes aquí, y no hay lugar para ustedes en Estados Unidos", expresó.

Violentos enfrentamientos

La polémica marcha de blancos supremacistas "Unir a la derecha" provocó el sábado (12.08.2017) violentos enfrentamientos en la ciudad estadounidense de Charlottesville, estado de Virginia, que dejaron tres muertos y más de 20 heridos. Una de las muertes se produjo cuando un automóvil arrolló premeditadamente a un grupo de opositores a la manifestación y las otras dos al estrellarse un helicóptero policial.

La polémica concentración "Unir a la derecha" se organizó en protesta por la retirada de una estatua homenaje al general confederado Robert E. Lee, quien lideró a las fuerzas sureñas durante la Guerra Civil estadounidense (1861-1865), y que ya generó choques violentos el viernes por la noche en el campus universitario de la ciudad.

La manifestación ha sido descrita como "el mayor encuentro de odio de su clase en décadas en EE. UU." por el Southern Poverty Law Center, un grupo que investiga a los que fomentan la violencia racial. Marchas y protestas similares a la de Charlottesville han tenido lugar durante los últimos meses en otros lugares del sur del país donde las autoridades decidieron retirar simbología confederada.

FEW (dpa, EFE)
 

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema