1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Consejo de Seguridad de ONU condena a Pyongyang

El Consejo de Seguridad de la ONU condenó "fuertemente" a Corea del Norte por el lanzamiento de un nuevo misil balístico de mediano alcance, y llamó al país a cumplir sanciones que le prohíben ensayos balísticos.

"Los miembros del Consejo de Seguridad subrayaron que todos estos lanzamientos son inaceptables y constituyen una clara violación de las resoluciones", indicó el organismo en una declaración tras el encuentro, convocado a instancias de Estados Unidos.

Corea del Norte realizó este viernes (18.03.2016) una

prueba con un misil de mediano alcance,

en medio de protestas del régimen comunista de Pyongyang contra los ejercicios bélicos que están llevando a cabo los Ejércitos de Estados Unidos y Corea del Sur en territorio surcoreano.

Tras partir del oeste de Corea del Norte, el misil voló unos 800 kilómetros antes de precipitarse al mar ante la costa este, informó el Ministerio de Defensa en Seúl citado por la agencia de noticias Yonhap. Según el ministerio surcoreano, un segundo proyectil no identificado desapareció después de 17 kilómetros del radar. El Ejército surcoreano no descarta que el misil explotara en el aire.

El Ejército de Corea del Sur sospecha que Pyongyang ha probado un misil del tipo Rodong, que tiene un alcance de 1.300 kilómetros. Estos misiles tienen la capacidad potencial de alcanzar objetivos en toda Corea del Sur y algunas regiones de Japón. La última vez que Corea del Norte lanzó un misil Rodong fue hace unos dos años.

Reacciones

El Ministerio del Exterior en Seúl calificó el nuevo ensayo como una provocación. Por su parte, el primer ministro de Japón, Shinzo Abe, condenó la prueba "de forma categórica". El máximo órgano de decisión de Naciones Unidas, por su parte, además de su condena, expresó su "grave preocupación" por el más reciente desafío norcoreano y subrayó que junto a otras maniobras anteriores supone una "amenaza para la paz y la estabilidad internacionales".

Así, el Consejo de Seguridad señaló su claro compromiso de asegurar la completa implementación de las duras sanciones impuestas este año al país asiático por ignorar las decisiones de la propia ONU contra su programa nuclear, y llamó a todos los Estados a "redoblar sus esfuerzos" para garantizarlo.

Mientras, el secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, aseguró a través de su portavoz que la situación en la península coreana es "profundamente preocupante" tras esos lanzamientos y urgió a Pyongyang a detener este tipo de acciones "inflamatorias".

El nuevo lanzamiento norcoreano se ha producido en un momento de fuerte tensión después de que el país realizara el 6 de enero su cuarta prueba nuclear subterránea y el 7 de febrero pusiera en órbita un satélite a bordo de un cohete, acción considerada una prueba de misiles encubierta.

RML (efe, dpa)

DW recomienda