Cartes en Brasil: ″Paraguay no quiere limosnas″ | América Latina | DW | 30.09.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Cartes en Brasil: "Paraguay no quiere limosnas"

Mientras Rousseff expresó interés por la vuelta de Paraguay a Mercosur, Horacio Cartes dijo que su país quiere sentarse a negociar "de igual a igual" con los demás países, "sin esperar favores ni limosnas".

default

Horacio Cartes durante la rueda de prensa ofrecida en Brasilia con Dilma Rousseff.

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, afirmó hoy que su país tiene "todo el interés" en que Paraguay se reincorpore al Mercosur, del cual fue suspendido el año pasado a raíz del proceso de destitución del expresidente Fernando Lugo, considerado irregular por los países del bloque. "Brasil tiene todo el interés en ese regreso", dijo la mandataria en Brasilia, tras reunirse por más de una hora con el presidente paraguayo, Horacio Cartes, a quien recibió con honores de Estado.

Rousseff explicó que, durante el encuentro a puerta cerrada que mantuvieron en la sede de la Presidencia brasileña, reiteró a Cartes "la importancia que Brasil le da a la participación de Paraguay en el Mercosur", bloque integrado además por Argentina, Uruguay y Venezuela. En su discurso, la presidenta habló directamente

del obstáculo que mantiene pendiente el regreso de Paraguay al foro regional: la incorporación como miembro pleno de Venezuela, oficializada por Argentina, Brasil y Uruguay mientras Paraguay estaba suspendido. "Nosotros consideramos que esa participación tiene un significado muy importante en este momento y consideramos también que, por ser capaces de integrar desde la Patagonia hasta el Caribe, me refiero a Venezuela, le otorgamos a nuestra región un tejido multilateral mucho más fuerte", dijo la presidenta. Al ingreso de Venezuela se ha opuesto con firmeza Paraguay, cuyo Congreso todavía no lo ratificó. Al malestar por la incorporación de Caracas durante su ausencia, se sumó el hecho de que, en la última cumbre del bloque, celebrada en julio pasado en Montevideo, el país caribeño asumió la presidencia rotativa, que por orden alfabético le correspondía a Paraguay, pero que, por estar suspendido, no pudo asumir.

Cartes: "Paraguay no quiere limosnas ni favores"

Cartes realiza una visita de un día a Brasilia, durante la cual se entrevistará con el presidente interino del Supremo Tribunal Federal, Ricardo Lewndowski, y visitará el Congreso Nacional. El presidente guaraní, agradeció a su par brasileña por haber pedido "desde el primer día la vuelta de Paraguay al Mercosur", pero no mencionó si ese regreso podía darse por concretado. Al respecto, Cartes dijo tras asumir la presidencia de su país, que Paraguay volvería al bloque cuando se resolviera el problema jurídico que a su entender provocó la integración de Venezuela durante su ausencia.

A raíz de la destitución de Lugo, Paraguay también fue suspendido de la Unión de Naciones Suramericanas. Por otro lado, Cartes señaló en Brasilia que su país "no quiere limosnas ni favores" ni de Brasil, ni de los países con los que se relaciona, sino que pretende "sentarse en la mesa grande" para negociar "de igual a igual". "Paraguay no quiere pedir limosnas, no quiere pedir favores. Paraguay quiere sentarse en la mesa de negociaciones porque cree que tiene atractivos naturales que Dios y la naturaleza le dieron", dijo el presidente guaraní tras reunirse con la presidenta Dilma Rousseff.

"En un momento en que Paraguay goza de un crédito que ayer no tenía, quiere decirle a Brasil que queremos sentarnos en la mesa de negociación. Y solo lo querremos cuando las cosas sean útiles para nosotros: el 'ganar-ganar', el 'win-win'", enfatizó Cartes, durante la conferencia de prensa ofrecida en forma conjunta con Rousseff. Cartes recalcó que pretende dar continuidad a las acciones tendientes a regularizar a los brasileños que viven en condiciones ilegales en Paraguay, pero aclaró que no quiere que Brasil le "haga de nuevo esas exigencias por títulos de propiedad (de tierras) o de legalizaciones (de ciudadanos brasileños)".

MS (dpa/efe)