1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Cámara de los Comunes aprueba la ley que dará inicio al "brexit"

La Cámara de los Comunes aprobó el proyecto de ley que permitirá al Gobierno británico notificar a Bruselas la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE), un texto que pasará ahora a la Cámara de los Lores.

Cámara de los Comunes de Gran Bretaña

Cámara de los Comunes de Gran Bretaña

La ley, que pasó el trámite sin enmiendas, recibió 494 votos a favor y 122 en contra, en una sesión en la que decenas de diputados de la oposición laborista rompieron la disciplina de partido y rechazaron la activación del artículo 50 del Tratado de Lisboa, que dará inicio al "brexit".

La Cámara baja, donde el Partido Conservador de la primera ministra, Theresa May, cuenta con mayoría absoluta, ha desechado todas las propuestas de la oposición para matizar la ley, incluida una que exigía garantizar los derechos de los comunitarios en el Reino Unido.

Otras enmiendas que han quedado fuera de la ley pedían un mayor control parlamentario sobre las negociaciones con la UE y el consentimiento de las cámaras autonómicas (Escocia, Gales e Irlanda del Norte) y de Gibraltar para iniciar la desconexión. En ese sentido, el laborista Mike Gapes alertó de que una vez fuera del bloque común, el Gobierno británico no podrá "bloquear" medidas perjudiciales para el Peñón "si un Gobierno particular en Madrid decide aumentar la presión y hacer la vida (en Gibraltar) un poco más difícil".

 

Cincuenta parlamentarios laboristas en contra del "brexit”

El líder laborista, Jeremy Corbyn, ordenó a sus diputados secundar la activación del "brexit" para cumplir con el mandato expresado por los británicos en el referéndum del pasado 23 de junio, si bien cerca de 50 de sus parlamentarios se rebelaron contra la disciplina de voto argumentando que sus circunscripciones optaron por seguir en la Unión.

La primera ministra se ha visto obligada por una sentencia del Tribunal Supremo a pedir permiso al Parlamento para iniciar el divorcio con la Unión Europea, pero mantiene inalterado su calendario previsto para el "brexit". Sus planes pasan por invocar el artículo 50 antes de que termine marzo, por lo que el Reino Unido rompería definitivamente los lazos con la UE a principios de 2019.

El Ejecutivo de May ha hecho explícita su intención de acometer un "brexit duro", que saque al Reino Unido del mercado único -el club que permite comerciar sin tasas pero obliga a la libre circulación de ciudadanos- y la unión aduanera -que fija aranceles comunes con terceros países-.

JOV (efe, n-tv)

 

DW recomienda