1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Brasil, otra vez paralizado por un terremoto político

El presidente de Brasil, Michel Temer, es acusado de haber avalado sobornos en un escándalo que podría costarle el cargo que asumió hace apenas un año por la suspensión y posterior destitución de Dilma Rousseff.

Las acusaciones se apoyan en la grabación de una conversación de marzo entre Temer y el empresario Joesley Batista, propietario de la procesadora de alimentos JBS.

El audio de la charla, grabada por el propio Batista y presentado luego a las autoridades en su cooperación con la Justicia, fue divulgado por el Tribunal Supremo brasileño el jueves. Algunos detalles de la denuncia habían sido revelado por el diario "O Globo" un día antes.

La grabación tiene casi 39 minutos y tiene una calidad deficiente, ya que fue hecha por Batista a escondidas en una visita a Temer en su residencia. El empresario le habla a Temer en la charla de "Lava Jato" y alude aparentemente al ex presidente de la Cámara de Diputados Eduardo Cunha, hoy preso por esa causa anticorrupción.

"Tiene que mantener eso"

"Yo estoy bien con Eduardo, ok?", dice Batista. "Tiene que mantener eso, ¿vio?", le responde Temer. "Todo mes...", agrega luego Batista en aparente alusión a un pago mensual que hace a Cunha para que éste mantenga su silencio en prisión sobre la corrupción política. La grabación es luego inaudible.

Temer negó haber pedido el soborno. "No compré el silencio de nadie", dijo. El audio sí parece confirmar, sin embargo, que avaló todo lo que le contaba Batista, entre otras cosas que tenía informantes en la Justicia.

Las pruebas presentadas por el empresario incluyen un video en el que el diputado Rodrigo Rocha, designado por Temer para atender los "asuntos" de JBS, recibe una maleta de dinero por valor de unos 160.000 dólares.

JBS, el mayor productor de carne del mundo, pagaba sobornos al partido de Temer, el conservador PMDB, para tener su apoyo político.

Marchas contra Temer une a grupos pro y contra Rousseff

Las marchas convocadas para el próximo domingo (21.05.2017) para pedir la renuncia del presidente brasileño, Michel Temer, tras el escándalo que dejó contra las cuerdas al Gobierno brasileño unirán a los grupos que apoyaron a su antecesora, Dilma Rousseff, y a los que defendieron el proceso que terminó con su destitución.

Los grupos a favor y en contra de Rousseff coincidieron hoy en convocar manifestaciones en todo Brasil el próximo domingo para protestar contra Temer, a quien la Corte Suprema le abrió una investigación en la que se le acusa de obstrucción a la Justicia.

Temer, que era el vicepresidente de Rousseff, asumió la jefatura de Estado en agosto pasado tras la decisión del Congreso de destituir a la entonces mandataria por irregularidades en el manejo de las cuentas públicas.

Entre los grupos que marcharon contra Rousseff y que ahora piden la renuncia de Temer destaca "Vem pra rua" (Sal a la calle), que convocó a manifestaciones el domingo para pedir el encarcelamiento de "todos" los acusados en el escándalo de corrupción de la petrolera estatal Petrobras.

CP (dpa, efe, rtr)

DW recomienda