1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Alemania: parlamento busca disminuir la visibilidad de AfD

El Parlamento alemán planea modificar las reglas de su sesión inaugural para que no sea el diputado de más edad quien presida la sesión constituyente de la legislatura, con lo que se evitaría que ese puesto le pueda corresponder a un diputado ultraderechista tras las elecciones de septiembre.

Varios medios alemanes informaron este jueves (23.03.2017) que el presidente de la cámara baja, el conservador Norbert Lammert, ha propuesto esta reforma para evitar que Alexander Gauland, de Alternativa para Alemania (AfD), al ser el más veterano con sus 76 años, se convierta en el presidente por edad.

La propuesta de Lammert, que no cita en ningún momento a AfD, consiste en que el presidente por edad no sea el diputado más veterano, sino el que cuente con más años de experiencia en el Bundestag.

El objetivo, según un comunicado del Bundestag, es asegurarse "que el parlamentario que dirige la primera sesión del recién elegido Bundestag disponga de la suficiente experiencia".

Si se modifica la normativa siguiendo esta propuesta, el honor de presidir el primer pleno de la próxima legislatura le correspondería con mucha probabilidad al cristianodemócrata Wolfgang Schäuble, actual ministro de Finanzas, que es parlamentario desde 1972.

El Bundestag ha encargado un informe legal para asegurarse de que esta modificación es posible. La propia cámara baja es la encargada de votar cualquier cambio en sus estatutos y en principio su modificación saldrá adelante sin problemas adelante por la mayoría que apoya a la gran coalición. De celebrarse ahora elecciones generales, AfD, una formación nacionalista y xenófoba nacida en 2013, obtendría en torno a un 10 % de los votos, según las últimas encuestas.

Está previsto que los comicios parlamentarios se celebren el 24 de septiembre y en los sondeos más recientes los conservadores de la canciller, Angela Merkel, y los socialdemócratas se sitúan parejos con algo más del 30 por ciento de los votos cada uno. EFE