1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania decide

Alemania: cada vez menos mujeres en la política

Con Angela Merkel, desde hace años una mujer dirige el gobierno alemán. Sin embargo, el número de políticas jóvenes disminuye. Independientemente de si tienen hijos o no, se enfrentan a múltiples obstáculos.

"Damas y caballeros…": con estas palabras comenzó el 19 de febrero de 1919 un discurso histórico. Marie Juchacz fue la primera política femenina en dirigirse a un parlamento elegido democráticamente en Alemania, la Asamblea Nacional de Weimar. Apenas tres meses antes, había sido aprobado el derecho al voto para las mujeres.

Más información:

-¿Cuántas mujeres hay en los parlamentos del mundo?

-Asume su cargo nueva fiscal general de Brasil

Junto con otras 36 políticas, la socialdemócrata Juchacz había ganado un escaño en 1919. En aquel entonces conformaron cerca del nueve por ciento de los diputados. Hoy día, casi 100 años después, el 37,1 por ciento del Bundestag está compuesto por mujeres.

En un ranking internacional de la cuota femenina, Alemania ocupa el lugar 22 de un total de 190. De acuerdo con las recientes encuestas, tras las elecciones del 24 de septiembre, este porcentaje podría disminuir incluso a un 32 por ciento.

Tres hijos  y una semana laboral de 80 horas

La socialdemócrata Marie Juchacz.

La socialdemócrata Marie Juchacz.

¿Acaso no quieren o simplemente es más difícil para las mujeres ser políticas de tiempo completo? La parlamentaria cristianodemócrata Dorothee Bär (CSU) está convencida de que las mujeres tienen que esforzarse más que los hombres por demostrar su capacidad. Por un lado, a las políticas jóvenes, sin hijos, no se les suele tomar muy en serio, por otro, las mujeres con familia enfrentan muchos obstáculos por ser madres. "Tienen que tener una piel muy gruesa", dice. Bär es madre de tres hijos y trabaja entre 70 y 80 horas por semana. En el periodo de sesiones parlamentarias en Berlín incluso llega a trabajar más porque entonces nadie la espera en casa.

La Unión Social Cristiana de Baviera (CSU) introdujo una cuota femenina para la cúpula del partido y los representantes de los distritos electorales. Dorothee Bär cuenta que muchas de sus amigas con hijos trabajan medio tiempo. Sin embargo, en la política solo existen trabajos de tiempo completo, explica y agrega que "muchas mujeres no están dispuestas a sacrificarse tanto".    

Más mujeres, mayor éxito

La fracción parlamentaria cristianodemócrata de los partidos CDU y CSU está compuesta por 230 hombres y solo 79 mujeres. La vicepresidenta de la CSU, Barbara Stamm, admite que su partido todavía tiene mucho trabajo por delante y que la CSU debe entender que para un futuro exitoso es necesario incluir a más mujeres en sus filas.

La política Hannelore Kraft del SPD.

La política Hannelore Kraft del SPD.

En cambio, otros partidos, como Los Verdes y La Izquierda, tienen incluso más mujeres que hombres en el Bundestag. También el partido socialdemócrata SPD supo aprovechar su oportunidad con la política Hannelore Kraft. En 2005 el partido había perdido muchos votos, pero con ayuda de Kraft -que asumió la jefatura del grupo parlamentario y después fue elegida presidenta del SPD en Renania del Norte-Westaflia- ganó las elecciones regionales en ese estado federado en 2010.

Mucho trabajo y un clima muy rudo

"A menos de que la pareja se encargue de la familia y los quehaceres domésticos", es imposible a largo plazo ser madre y política a nivel parlamentario, dice el politólogo Wichard Woyke, de la Universidad de Munster, en entrevista con DW. La cantidad de trabajo es enorme y el clima puede ser muy rudo, explica. "Si bien han mejorado los modelos de conducta respecto de la mujer, las estructuras políticas aún son dominadas por los hombres", sostiene Woyke.

Autora: Nastassja Shtrauchler (VT/JOV)

Ver el video 42:31

Las mujeres y el poder

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema