Vodafone desvela políticas oficiales de espionaje de las comunicaciones | El Mundo | DW | 06.06.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Vodafone desvela políticas oficiales de espionaje de las comunicaciones

Algunos países, denuncia la compañía, tienen acceso directo a la red de telefonía para sus escuchas. Los diferentes gobiernos pueden retirar las licencias a las operadoras si no cooperan.

La compañía de telecomunicaciones británica Vodafone, la segunda mayor del mundo con 434 millones de clientes, red propia de telefonía en 27 países y presencia en 49, reveló hoy en un informe que en seis de esos países los Gobiernos han tenido acceso directo a datos almacenados en sus redes, por lo que pueden tener una vigilancia "permanente de las comunicaciones de sus clientes".

DW recomienda

"En un pequeño número de países, la ley dicta que los organismos y autoridades específicas deben tener acceso directo a la red de un operador, evitando cualquier forma de control operativo de interceptación legal por parte del operador", dijo la compañía. En otros, es necesario un requerimiento judicial o de las autoridades. La compañía afirma haber recibido este tipo de solicitudes en 29 países.

Derecho a la privacidad

Vodafone dice que sus clientes tienen derecho a la privacidad, protegida por la legislación internacional humanitaria y promulgada en leyes nacionales, y respetarlo es una de sus prioridades. De acuerdo con la empresa, los cables de estos seis gobiernos conectados a sus redes permiten escuchar y grabar conversaciones, pero no menciona qué países son por razones legales. A lo que agregó que en Albania, Egipto, Hungría, India, Malta, Qatar, Rumania, Sudáfrica y Turquía las leyes locales no le permiten revelar ninguna información relacionada con grabaciones o interceptaciones.

Según el informe, en algunos países la compañía está obligada por ley a desvelar información sobre sus clientes, de lo contrario los Gobiernos pueden retirarle la licencia para operar. Las organizaciones defensoras de la intimidad de los ciudadanos han admitido que es una "pesadilla" que esto suceda.

Airadas reacciones

"El que los Gobiernos tengan acceso a las llamadas telefónicas haciendo accionar un interruptor no tiene precedentes y es aterrador", dijo la directora de la organización defensora de los derechos civiles, Shami Chakrabarti.

"Esta es una pesadilla que no nos imaginamos", dijo el director de la organización Privacy International, Gus Hosein, que lucha a favor de respetar la intimidad de los ciudadanos. "Nunca hubiera pensado que las telecom (las compañías de telecomunicaciones) pudieran ser cómplices. Es un paso valiente por parte de Vodafone y esperamos que otras empresas sean más valientes con revelaciones", añadió Hosein.

Alemania, que manifestó un gran enojo cuando supo el año pasado que los servicios de inteligencia estadounidense habían tenido acceso a llamados de la canciller Angela Merkel, también solicita oír conversaciones y recolectar datos sobre ellas, como desde dónde se efectuaron y cuánto duraron, agregó el informe.

LGC (EFE / Reuters)

Publicidad