Visita a la emisora de radiodifusión de Bonn: Brian de Australia | Amigos de DW | DW | 05.08.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Amigos

Visita a la emisora de radiodifusión de Bonn: Brian de Australia

Buscando un programa de música en su receptor de onda corta, Brian descubrió DW. Casi 60 años más tarde, se sienta en uno de los estudios de la emisora. El australiano busca sus huellas por Europa.

Una vista familiar para el moderador honorífico de la emisora de la comunidad.

Una vista familiar para el moderador honorífico de la emisora de la comunidad.

Una foto mía cuando era oyente primerizo de DW, tomada cuando tenía 14 años (enero de 1954).

Una foto mía cuando era oyente primerizo de DW, tomada cuando tenía 14 años (enero de 1954).

Cuando descubrió su pasión por la onda corta, tenía 13 años. "Fue en marzo de 1953, cuando mi padres me regalaron una radio de onda corta."
En aquel tiempo, los diexistas eran escasos, sobre todo en Australia; para Brian era algo especial: "Por ello me hice miembro de un club. A través de la onda corta aprendí a conocer el mundo, porque muchas emisoras daban información turística. Escuchaba emisoras de todo el mundo. Cuando descubrí las posibilidades de la onda corta, elevé una antena al aire libre. Un año o dos años más tarde ecuché por primera vez Deutsche Welle".

James Last y Kurt Edelhagen en lugar de Blues y Country

Un recuerdo muy bien conservado: un mensaje de DW para Brian del año 1956. En aquel tiempo, DW tenía su sede todavía en Colonia.

Un recuerdo muy bien conservado: un mensaje de DW para Brian del año 1956. En aquel tiempo, DW tenía su sede todavía en Colonia.

Su programa favorito por aquel entonces entonces era "Música bailable". Fan de la música popular, Brian descubrió la música alemana y disfrutó del cambio: "En Australia solo había un estilo musical muy americano, y ninguna industria de música. La música en DW era completamente diferente en comparación con las estaciones locales". Brian se convirtió en un oyente regular de DW, y mantenía un contacto intenso. A cambio de sus informes de recepción, recibió correspondencia de Alemania: cartas de QSL, guías de programación y un mensaje que todavía recuerda con mucha alegría: "Decía: 'nuestra oferta será emitida en la zona de Extremo Oriente (Australia) a partir del 19 de agosto de 1956, de las 7 a las 10 horas GMS. Le agradeceríamos informes de recepción.' Me sentí muy orgulloso de poder informar desde Australia".

"DW siempre me recuerda mis raíces alemanas."
DW no es su única conexión con Alemania. En fotos antiguas de su familia hizo un descubrimiento que no quedó sin consecuencias: "Encontré fotos tomadas en Kellinghusen [una ciudad den Schleswig Holstein]. Eso se podía leer en el borde de las fotos". Empezó a investigar sus raíces, al principio limitándose a la búsqueda online y a llamadas telefónicas con las autoridades en Alemania. "Descubrí que la historia de mis antepasados tiene su origen en el siglo XVI. Mis bisabuelos por línea materna dejaron Alemania poco antes de su boda, que era algo excepcional en aquel tiempo. Emigraron a Australia en un barco de vela. También descubrí que existe un libro sobre la historia de la casa donde vivía mi bisabuelo en esa ciudad, y que la casa existe todavía."
Brian desea descubrir los lugares de sus antepasados, llegar a conocer sus descendientes y retener la historia de su familia en un árbol genealógico. Por este motivo, el catedrático en edad de jubilación no piensa en jubilarse, sino que en lugar de ello sigue en busca de sus huellas. La investigación le ha llevado de Alemania a Malmö, en Suecia. Una parada obligatoria fue es el edificio de DW.

Brian como colaborador del programa

Esta foto de mí en la que salimos mi radio y yo fue tomada en julio de 1980, cuando tenía 40 años.

Esta foto de mí en la que salimos mi radio y yo fue tomada en julio de 1980, cuando tenía 40 años.

La vuelta por la emisora de radio en Bonn pasó, por supuesto, por el estudio de radiodifusión. No fue una vista extraña para el fan de onda corta que aprovecha su tiempo libre para su pasión por el diexismo: "Una de las mejores cosas durante la jubilación es que uno tiene tiempo suficiente para trabajar a título honorario en la radio popular." La estación de radio de la comunidad le da la posibilidad de hacer lo que Brian experimentó hace casi 60 años desde una perspectiva diferente: "Me encantan los viejos tiempos, la tecnología antigua y la búsqueda de emisoras. Era algo especial. Hoy en día es demasiado simple; a mí me gustan más los métodos más complejos. Pero puesto que ya estamos en línea con 2RRR [la estación donde trabajo], también puedo alcanzar a la gente en ultramar. Eso es raro. ¡Si desea escucharme, simplemente encienda la radio!"

Entrevista: Mona Emamzadeh
Editora: Jeanette Müller

DW recomienda