Turquía estudia crear “zona neutral” ante amenaza del EI | El Mundo | DW | 15.09.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Turquía estudia crear “zona neutral” ante amenaza del EI

Según reportes de prensa, los planes fueron presentados por el Ejército y serán evaluados por el gobierno del presidente Tayyip Erdogan.

Turquía, que comparte frontera con Siria e Irak, los dos países hasta ahora afectados directamente por las acciones del grupo radical Estado Islámico, decidió tomar medidas para salvaguardar su seguridad territorial y se informó este lunes (15.09.2014) que el Ejército evalúa planes para crear una “zona neutral” en los límites sur del país, aseguró la prensa citando al presidente Tayyip Erdogan.

El Gobierno analizará la propuesta y decidirá si se necesita tomar una decisión de este tipo, dijo Erdogan a periodistas en su avión durante un viaje de vuelta desde Catar, según fue citado en emisoras de televisión locales. Un funcionario de la presidencia confirmó que Erdogan hizo esas declaraciones, pero no especificó en qué parte de la frontera se ubicaría esa zona ni dio más detalles sobre el plan.

Turquía, miembro de la alianza militar de la OTAN, dejó en claro que no quiere tener un papel preponderante en la coalición que Estados Unidos está tratando de crear para luchar contra el Estado Islámico en Irak y Siria. Muchos piensan que el país no tiene mucho margen de acción, luego de que su consulado en Mosul, Irak, fuera tomado por el EI, que secuestró a 46 personas, incluidos diplomáticos y niños turcos.

Niega compra de crudo

Otra explicación que corre es la acusación recurrente de que Turquía habría apoyado al Estado Islámico y que incluso compraría el petróleo que los radicales islamistas explotan en regiones de Irak y de Siria. El gobierno turco desmintió categóricamente estas acusaciones y aseguró que, al contrario, realiza permanentes operativos para combatir el contrabando de crudo en sus fronteras.

“Fuera del comercio oficial con Bagdad y Erbil, no aceptamos ningún tráfico ilegal ni damos paso (al crudo), sea o no del EI”, señaló el ministro turco de Energía, Taner Yildiz. “Seguimos combatiendo toda venta de materia de contrabando”, agregó el ministro en unas declaraciones que publica el periódico Hürriyet. La venta de crudo sería una de las principales fuentes de financiamiento de EI.

DZC (EFE, Reuters)

Publicidad