Trump visita a víctimas de Harvey y ensalza a su gobierno | El Mundo | DW | 02.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Trump visita a víctimas de Harvey y ensalza a su gobierno

El mandatario tuvo un contacto directo con los afectados durante una visita a un refugio. Aseguró que los damnificados estaban “muy contentos”.

En su segunda visita a la zona de la catástrofe generada por el paso del huracán Harvey, este sábado (02.09.2017) el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, llegó a Houston, donde estuvo en contacto directo con las víctimas de la tragedia. En un refugio, Trump abrazó a varias personas, charló con niños y estrechó manos en compañía de la primera dama, Melania Trump. En su primer viaje, Trump se interiorizó solo de las labores de rescate.

 

Más información:

-Harvey deja 46 muertos e innumerables daños

-Aparatoso incendio en una planta química de Texas

 

Durante un recorrido por las zonas afectadas, en el que el mandatario incluso repartió comida entre quienes están albergados en el estadio NRG, Trump comprometió el aporte del gobierno para ayudar a las personas afectadas por las inundaciones en la cuarta mayor ciudad estadounidense, mientras las aguas comenzaban a bajar y se comienza a notar más la escala de la destrucción.

Trump aprovechó la ocasión para ensalzar la reacción de su Gobierno a la tragedia provocada por Harvey, que ha provocado las mayores inundaciones en la historia del país. "Realmente creo que la gente aprecia lo que se ha hecho. Se ha hecho de manera muy eficiente, muy bien, y eso es lo que queremos", comentó Trump, tras visitar a víctimas que lo han perdido todo.

¡Selfie!

¡Selfie!

"Contentos con lo que está pasando”

Consultado por los periodistas sobre lo que había conversado con los damnificados con los que se reunió brevemente en el centro de acogida, el mandatario aseguró que todos "están muy contentos con lo que está pasando” y que ha podido ver "mucha felicidad” y "mucho amor”, porque la respuesta al desastre ha sido "algo maravilloso” que la ciudadanía valora. Eso, mientras en Beaumont, a unos 160 kilómetros de Houston, los residentes seguían sin agua potable y debían hacer largas filas para recibir botellas con agua.

El número de muertos por la tormenta ha superado los 50 y es probable que aumente mientras las autoridades siguen registrando hogares inundados, informó el diario Houston Chronicle. La Casa Blanca pidió al Congreso que apruebe 7.850 millones de dólares en ayudas de emergencia para hacer frente a la devastación. Esta suma será seguida pronto por otro pedido de 6.700 millones de dólares, de acuerdo con el presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan.

DZC (EFE, dpa)

DW recomienda

Publicidad