Trump reconoce que Barack Obama nació en Estados Unidos | El Mundo | DW | 16.09.2016
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Trump reconoce que Barack Obama nació en Estados Unidos

Tras años promoviendo la idea de que el mandatario era keniano, el empresario dio pie atrás. Obama pidió que ojalá la campaña se centre en asuntos importantes.

Desde 2011, el empresario y candidato presidencial republicano Donald Trump ha promovido la idea de que Barack Obama había nacido en Kenia y no en Hawái. Este viernes (16.09.2016) Trump dio una conferencia de prensa para reconocer que el jefe de Estado sí es estadounidense. En un acto de campaña en el Hotel Trump de Washington, el empresario dijo que Obama “nació en EE. UU. y punto”.

La polémica había vuelto a cobrar fuerza a raíz de una entrevista con el diario The Washington Post publicada el jueves, en la que el magnate no quiso reconocer que Obama nació en suelo estadounidense y afirmó que hablaría de esa cuestión “en el momento oportuno”. El tema estaba convirtiéndose en una piedra en el zapato para el republicano, pues lo estaba alejando de sus temas favoritos: la inmigración, los negocios y la economía.

Más temprano, la aspirante demócrata, Hillary Clinton, había exigido a Trump que se disculpara con el presidente Obama por poner sobre la mesa el tema del lugar de nacimiento. “Barack Obama nació en Estados Unidos, fácil y sencillo, y Donald Trump le debe a él y a los ciudadanos estadounidenses una disculpa”, dijo Clinton, quien acusó a Trump de intentar “deslegitimar a nuestro primer presidente negro”.

Obama pide seriedad

Anteriormente, Trump había acusado a Clinton de haber comenzado el rumor sobre el lugar de nacimiento de Obama en 2008, cuando ambos demócratas competían en las primarias de su partido para ser nominados candidatos a la presidencia. Pero, según la agencia de noticias Reuters, grupos dedicados a la confirmación de rumores habían asegurado que Trump no estaba en lo correcto al acusar a Clinton.

Consultado sobre esta polémica, el presidente Obama dijo, en el Despacho Oval de la Casa Blanca, sentirse “impactado de que una cuestión como ésta nos quite el tiempo cuando tenemos muchas otras cosas hacer”. Además, expresó su deseo de que “las elecciones a la Presidencia reflejen asuntos más serios que esto”. También dijo estar “muy seguro” de su lugar de nacimiento, un sentimiento que comparte “la mayoría” de los ciudadanos, sostuvo.

DZC (EFE, Reuters, dpa)


DW recomienda