Trump contra los gestos antirracistas en el deporte | El Mundo | DW | 24.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Trump contra los gestos antirracistas en el deporte

La última polémica del presidente estadounidense está relacionada con las protestas e deportistas profesionales contra el racismo.

Donald Trump ha vuelto a sembrar la polémica, esta vez en relación con el mundo del deporte. La controversia se remonta al gesto que el jugador de fútbol americano Colin Kaepernich comenzó a hacer el año pasado en los partidos. El quarterback afroamericano se convirtió entonces en foco mediático al hincarse cada vez que sonaba el himno nacional. "No me voy a levantar a mostrar orgullo ante la bandera de un país que oprime a la gente negra y a la gente de color”, dijo el deportista entonces.

El gesto que popularizó Kaepernick fue seguido por muchos compañeros de disciplina, sobre todo en los últimos meses. Este desafío a uno de los símbolos de la nación estadounidense se ha convertido en una mediática forma de protesta contra un país que lleva el racismo inscrito en su ADN y que sigue practicando, critican estos, políticas racistas.

El presidente de los Estados Unidos, que ha protagonizado numerosas polémica en relación con sus declaraciones y tuits sin filtro alguno, cargó el viernes contra esta protesta un acto de campaña celebrado en Alabama: "¿No os gustaría ver a uno de esos presidentes de la NFL, cuando alguien falta al respeto a nuestra bandera, decir "Saca a ese hijo de puta de la cancha ahora mismo. Está despedido. ¡Está despedido!'", gritó ante los presentes. "¿No os encantaría?".

Por si fuera poco, Trump también hizo gala de su carácter con Stephen Curry, una de las estrellas de los Golden State Warriors de la NBA. Curry, expresó tener dudas respecto de la tradicional visita que el equipo campeón del torneo hace a la Casa Blanca. El mandatario le respondió a través de Twitter: "Ir a la Casa Blanca es considerado un gran honor para el equipo campeón. Stephen Curry está dudando, por lo tanto, se retira la invitación”. El equipo, no obstante, publicó un comunicado en el que afirman que viajarán a la capital con el objetivo de promocionar valores como "la igualdad, la diversidad y la inclusión”.

Stephen Curry (picture-alliance/AP Photo/J. McCauley)

Stepeh Curry respondiendo a los medios de comunicación tras un entrenamiento en Oakland, California

La respuesta de Trump provocó reacciones inmediatas por parte de diferentes figuras importantes del mundo del deporte, entre ellas el jugador de baloncesto Lebron James o el ya retirado Kobe Bryant.

Este domingo (24.09.2017), sin embargo, el gesto de Kaepernick pudo verse en todos los estadios en los que se disputaron encuentros de la liga profesional de esta disciplina, la NFL. Varios grupos de jugadores hincaron la rodilla en el suelo en solidaridad con los deportistas que han protestado contra el racismo.

Trump, por supuesto, no ha dado su brazo a torcer en la red social: "Si los fans de la NFL se niegan a ir a los partidos mientras los jugadores no dejen de faltarle al respeto a nuestra bandera y nuestro país, van a empezar a ver un cambio rápido. ¡Despedidos o suspendidos!", escribió el  multimillonario neoyorquino. "La asistencia y los ratings de la NFL han bajado mucho. Partidos aburridos sí, pero muchos se mantienen alejados porque aman a su país. La Liga debería respaldar a Estados Unidos”. Evidentemente, las palabras del presidente no han sentado bien en el mundo del deporte profesional de un país en el que las polémicas relacionadas con el la discriminación por razón de raza se han multiplicado en los últimos años.

Publicidad