Suicidas talibanes atacan base de EE.UU. en Afganistán | El Mundo | DW | 02.09.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Suicidas talibanes atacan base de EE.UU. en Afganistán

Tres hombres intentaron penetrar el perímetro de un centro de operaciones de la ISAF en Nangarhar, pero fueron repelidos por las tropas aliadas.

Un ataque perpetrado por milicianos talibanes la madrugada de este lunes (02.09.2013) contra una base estadounidense ubicada en la localidad de Torjam, en Afganistán, dejó al menos tres personas muertas, aparentemente todos ellos insurgentes. El grupo de terroristas suicidas irrumpió en las instalaciones, de acuerdo a información entregada por un coronel afgano.

Luego se produjeron varias explosiones, lo que provocó la respuesta de las tropas internacionales, que abrieron fuego contra tres sujetos vestidos con uniformes de la policía fronteriza. El ataque ocurrió cerca del límite con Pakistán, en la provincia afgana de Nangarhar, y se extendió por varias horas, de acuerdo a diversas fuentes.

La Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad en Afganistán (ISAF) confirmó que hubo una “serie de explosiones”, y destacó que ningún soldado perdió la vida en el atentado, que fue calificado como “fallido”. Por su parte, el portavoz del gobierno provincial, Ahmad Zia Abdulzai, resaltó que todos los atacantes fallecieron.

Mueren más policías afganos

Por su parte, el portavoz de las fuerzas talibanes, Zabihulá Mujahid, aseguró que los rebeldes habían logrado destruir varios vehículos aliados y que “decenas de soldados” enemigos habían perdido la vida como consecuencia del ataque, aunque no entregó cifras exactas. Los talibanes suelen exagerar los resultados de sus operaciones.

Sin ir más lejos, la semana pasada las fuerzas rebeldes atacaron una base controlada conjuntamente por tropas afganas y polacas en la provincia de Ghazni, fronteriza con Nangarhar. Los enfrentamientos se saldaron con catorce muertos, entre ellos siete insurgentes, aunque los talibanes aseguraron que la operación concluyó con la muerte de 109 soldados afganos y polacos.

Por otro lado, en un discurso dado este lunes, el nuevo ministro del Interior afgano, Umer Daudzai, dijo que habían muerto 1.792 policías en el país desde marzo. En seis meses han caçido en combate, casi siempre por explosiones de bombas, la misma cantidad de agentes que en los doce meses precedentes. Esto se explicaría debido a que las fuerzas internacionales cedieron el control de la seguridad a los policías afganos, peor equipados y con menos experiencia.

DZC (Europa Press, Reuters)

Publicidad