Ryanair rechaza críticas por aterrizajes de emergencia | Economía | DW | 17.08.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Economía

Ryanair rechaza críticas por aterrizajes de emergencia

El presidente de la aerolínea Ryanair rechazó las acusaciones de que tres aterrizajes de emergencia realizados en Valencia podrían indicar problemas de seguridad, según dijo al diario "Financial Times Deutschland".

Ryanair

Ryanair

Los aterrizajes de emergencia por falta de combustible fueron un "evento extraordinario", dijo el presidente la compañía de aviación irlandesa de bajo coste Ryanair, Michael O'Leary, O'Leary. "Cada una de las tres máquinas tenía suficiente combustible. En Valencia las máquinas debieron sobrevolar el aeropuerto una hora más de la hora de aterrizaje prevista. Eso no es normal", dijo

Críticas alemanas

Tras los aterrizajes de emergencia, la empresa irlandesa había desatado las críticas de los pilotos alemanes por impedir que los aviones reposten el suficiente combustible. "Ryanair mantiene bajo presión a los pilotos al no dejarles llenar el depósito del avión con suficiente combustible", comentó el portavoz de la asociación alemana de pilotos Cockpit, Jörg Handwerg.

"Si una compañía aérea tiene que efectuar tres aterrizajes de emergencia en un mismo día por déficit de combustible, hay algo que no funciona", agrega. Según Ryanair, cada compañía aérea cuenta con una política de combustible basada en sus datos de vuelos y Ryanair se mueve dentro del marco legal.

Aterrizajes en Valencia

El 26 de julio un gran número de vuelos con destino a Madrid fueron desviados a Valencia, a una sola hora de distancia, por una tormenta. Una vez allí tuvieron que esperar en cola el permiso de la torre de control para aterrizar. "Después de que tres aviones superaran su tiempo de vuelo en 50, 68 y 69 minutos y que aún se encontraran sobrevolando Valencia, tuvieron que solicitar un aterrizaje de urgencia tras haber alcanzado los mínimos de combustible", describe Ryanair los hechos.

Según la compañía irlandesa, en el momento del aterrizaje el combustible del depósito habría alcanzado para otros 30 minutos, por lo que la compañía habría cumplido con las medidas de seguridad.

Sin embargo, las asociaciones de los consumidores acusan a Ryanair de poner en peligro a los pasajeros de sus vuelos. El ministro de Transporte español anunció el martes una investigación sobre los hechos.

Fuente: dpa

Editora: Emilia Rojas

DW recomienda