Riesgo de inundaciones en Delhi debido a obras de construcción ilegales | Ciencia y Ecología | DW | 12.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ciencia y Ecología

Riesgo de inundaciones en Delhi debido a obras de construcción ilegales

La construcción ilegal a lo largo del río Yamuna de Delhi es desenfrenada, eliminando las llanuras aluviales. Esto hace que la ciudad sea vulnerable a las inundaciones y sean amenazados sus niveles de agua subterránea.

Como en muchas de las principales ciudades del mundo, los terrenos edificables en Delhi son escasos. Para hacer frente a su población de 16 millones de habitantes, la metrópoli ha comenzado a expandirse hacia las llanuras aluviales, o de inundación, de su río Yamuna – parte del río que puede ser inundada ante una eventual crecida de las aguas. La construcción en esta zona está prohibida, por eso no ha impedido la aparición de varias urbanizaciones.

Entre ellas, Jaitpur. Sus cientos de nuevas casas de ladrillo se han construido a lo largo del tramo más meridional del río, en el lado equivocado de uno de los diez muros de contención construidos para proteger a Delhi de las inundaciones. Las principales arterias de tráfico de la ciudad también atraviesan estos terrenos. Incluso los alojamientos de los atletas, durante los Juegos de la Mancomunidad de 2010, fueron edificados sobre las llanuras aluviales.

Nada de esto es legal. En abril de 2017, el Tribunal Nacional Verde (NGT, en sus siglas en inglés) ordenó a la Autoridad de Desarrollo de Delhi (DDA, en sus siglas en inglés), responsable de la planificación urbana, que detuviera todo tipo de construcción en las llanuras aluviales, así como en los humedales. Y aconsejó trasladar los asentamientos y plantas industriales recientes, incluidas algunas plantas de reciclaje, más allá de los muros de contención.

Global Ideas Dehli (Aletta Andre)

A pesar de la prohibición de construir sobre llanuras aluviales, en Delhi se ignora la ley.

Terreno incierto

A lo largo de los 55 kilómetros (34 millas) de largo del río Yamuna, dentro de los límites de Delhi, las llanuras aluviales se han visto reducidas de sus 5 a 10 kilómetros de ancho original, a solo unos pocos cientos de metros. O en algunos lugares, a casi nada.

Al igual que en Jaitpur, las obras de construcción continúan en otros lugares a pesar de la prohibición. Como consecuencia, también se pierden tierras agrícolas. El impacto de las obras se deja ver en los campos de maíz y arroz, situados más al norte, río arriba.

"El nivel del agua subterránea ha disminuido significativamente desde mi juventud”, cuenta Mange Ram. El agricultor de 60 años recuerda que por aquel entonces solo eran necesarias unas pocas paletadas en la tierra para conseguir agua. "Ahora, tenemos que cavar al menos 24 metros de profundidad”, aclara.

"La única manera de restaurar algunas de las llanuras de inundación y los humedales es quitar todas las construcciones recientes”, dice el profesor de ecología C. R. Babu, que presidió un comité de expertos de la NGT.

Según Babu, solo las llanuras aluviales pueden absorber y drenar el exceso de agua. Asimismo, los humedales ofrecen un hábitat importante para la vida silvestre. Ambas cosas sirven para asegurar el aumento del nivel de agua subterránea, que es necesaria para la agricultura y el suministro de agua potable.

Global Ideas Dehli (Aletta Andre)

Se sabe que las obras de construcción solo son posibles gracias al apoyo tácito de los funcionarios y políticos locales.

Líneas de responsabilidad confusas

"Estas construcciones solo son posibles con el respaldo tácito de los funcionarios y políticos locales, y a menudo se aprueban en el período previo a las elecciones, a cambio de votos”, critica Bhim Singh Rawat, quien trabaja para la organización no gubernamental South Asia Network of Dams, Rivers and People.

Determinar quién es el responsable para detener las obras parece, no obstante, ser un punto controvertido. Según un informe del Times of India, publicado en junio, la DDA afirmó que estaba en manos de la Corporación Municipal del Sur de Delhi (SDMC, en sus siglas en inglés). Esta, a su vez, dijo que se trataba de un asunto de la DDA.

Mientras que las diferentes autoridades se pasan la pelota de un tejado a otro, la población es la que sufre. "Este año y el anterior, las inundaciones han sido escasas en Delhi”, explica Babu. "Pero cada cinco años los aluviones son más fuertes y las casas quedan bajo el agua”, cuenta. Con cada riada que suceda más grave, como ocurre cada 10 o 15 años, Babu predice que los edificios bajo la responsabilidad de las autoridades como, por ejemplo, una importante terminal de autobuses, también quedarán inundados.

Global Ideas Dehli (Aletta Andre)

Al reducirse la dimensión original de las llanuras aluviales, las inundaciones se vuelven más severas.

Capacidad natural de inundación

"Las inundaciones son características de los ríos. Pero con la reducción de las llanuras aluviales, los desbordamientos se vuelven cada vez más severos y causan mayores daños”, aclara Babu. "No hay espacio suficiente para acomodar el exceso de agua, que entrará a la ciudad, particularmente durante la temporada de monzones, en julio y agosto”, señala.

Por otro lado, cuenta que mucha agua está siendo retenida por las presas río arriba, bajo la dirección de gobiernos de otros estados indios u otros países, como China. Esto da lugar a períodos más secos, en los que no hay agua suficiente agua para lavar la arena depositada previamente en las orillas y en los humedales. Como resultado, estos últimos se están secando. Y eso acarrea otras consecuencias. 

"En Delhi, la mayoría de los humedales están embarrados, si no llenos de desechos sólidos”, afirma el ecólogo. "Y cuando el agua se libera repentinamente de los embalses, se producen inundaciones inesperadas río abajo porque, una vez más, no hay suficientes zonas húmedas o llanuras de inundación para absorber todo ese exceso de agua”, explica.

Global Ideas Dehli (Aletta Andre)

Si se restauraran las riberas del río Yamuna, sería posible asegurar el acceso a agua potable de la población sedienta de la ciudad de Delhi.

Un recurso desperdiciado

A pesar de la situación desesperada, Babu se muestra cautelosamente optimista sobre el futuro. "Las llanuras aluviales y los humedales pueden ser restaurados”, dice, señalando el Parque de Biodiversidad de Yamuna, al norte de Delhi, en cuya recuperación ha trabajado en la última década.

"Las aves migratorias han comenzado a venir de nuevo, al igual que ciertos tipos de peces y animales previamente extinguidos, como los jabalíes”, cuenta.

Además, según Babu, los beneficios irían incluso más allá del control de inundaciones y de la conservación de una biodiversidad más rica. Si se restauran por completo las llanuras de inundación de Yamuna, se podría proveer de agua potable a toda la población sedienta de la ciudad de Delhi.

Dado que la mayoría de las llanuras aluviales originales ya están ocupadas desde hace mucho tiempo con estructuras inamovibles como, por ejemplo, la carretera de circunvalación esencial de Delhi, las posibilidades son más bien escasas. Sin embargo, Babu cree que, con la legislación y las restricciones adecuadas, las valiosas tierras, que aún quedan libres, podrían al menos contribuir a resolver el problema del acceso a agua potable de la ciudad.

"Imagínese lo que sería posible una vez que las restantes llanuras aluviales hayan sido depuradas, los humedales restaurados y finalmente haya un manejo razonable”, concluye.

Autor: Aletta André and Abhimanyu Kumar

 

Publicidad