Renuncia el gobernador de Tokio por escándalo de corrupción | El Mundo | DW | 19.12.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Renuncia el gobernador de Tokio por escándalo de corrupción

El gobernador de Tokio, el independiente Naoki Inose, presentó su renuncia por haber recibido dinero de un grupo médico envuelto en un escándalo.

Naoki Inose.

Naoki Inose.

Inose, responsable de la candidatura que Tokio finalmente ganó para los Juegos Olímpicos de 2020, ha protagonizado numerosos titulares desde que se conoció que el año pasado, antes de las elecciones, recibió 50 millones de yenes (480.000 dólares/350.000 euros) de la cadena de clínicas Tokushukai.

Su dimisión había sido pedida incluso por el primer ministro del país, Shinzo Abe. Inose

alega que el dinero fue un préstamo personal y que lo devolvió en septiembre. La empresa de salud se encuentra en el centro de un escándalo de compra de votos que involucra al diputado Takeshi Tokuda, hijo del fundador de la compañía, Torao Tokuda.

"No puedo llevar a la parálisis a la administración metropolitana de Tokio, ni frenar los preparativos para los Juegos Olímpicos", dijo Inose en una rueda de prensa. "Renunciar es la única forma de romper la parálisis".

Inose se disculpa

"Pido disculpas a los habitantes de Tokio y de todo Japón", añadió. En noviembre de 2012, Torao Tokuda comunicó a Inose que la cadena de clínicas quería comprar un hospital administrado por la firma Tokyo Electric Power Co (Tepco, la dueña de la accidentada central nuclear de Fukushima), informó el miércoles la agencia Kyodo.

Esta información contradice unas declaraciones anteriores de Inose en las que dijo que no había hablado con Torao de ese tema, lo que multiplicó las sospechas de que el gobernador había mentido.

Tepco había anunciado en octubre de 2012 que quería vender el hospital como parte de las medidas de reestructuración tras el accidente en la planta de Fukushima causado por un terremoto y un tsunami en marzo de 2011.

Inose, un escritor reconvertido a político, fue designado hace un año por su antecesor en el cargo, Shintaro Ishihara, que renunció a su mandato.

CP (dpa, afp)

Publicidad