Raed Saleh: “Debate sobre antisemitismo no se debe instrumentalizar” | El Mundo | DW | 25.04.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Raed Saleh: “Debate sobre antisemitismo no se debe instrumentalizar”

El antisemitismo no es una característica de los inmigrantes árabes en Alemania, dice a DW el político socialdemócrata, musulmán Raed Saleh, quien advierte que los conflictos interreligiosos no se deben avivar.

Raed al-Saleh recibe el Premio de Derechos Humanos y de las Leyes del Derecho, en calidad de Director de la Defensa Civil de Siria.

Raed al-Saleh recibe el Premio de Derechos Humanos y de las Leyes del Derecho, en calidad de Director de la Defensa Civil de Siria.

Raed Saleh es desde 2011 presidente del grupo parlamentario SPD en Berlín. Nació en 1977 en Palestina y llegó a Berlín de niño. Es el autor del libro de 2017 "I German - The Leitkultur" y ha sido galardonado con el Premio de Tolerancia de la Conferencia Rabínica Europea por su promoción del diálogo entre musulmanes y judíos.

DW: ¿Asistirá a la acción de solidaridad "Berlín lleva Kipá"?

Raed Saleh: Desafortunadamente no puedo. Pero la iniciativa es una buena señal para mostrar que todos estamos del lado de los perseguidos. En Berlín, nuestra ciudad, son todos bienvenidos, tanto los judíos como los creyentes de las demás religiones.

El presidente del Consejo Central de Musulmanes, Aiman Mazyek, ha justificado la lucha contra el antisemitismo religiosamente. En el islam, el antisemitismo, el racismo y el odio son pecado. Pero, ¿es posible combatir el antisemitismo político?

El antisemitismo no es un fenómeno nuevo. Muchos (alemanes)  se esconden detrás del disfraz del antisemitismo de algunos migrantes (musulmanes) y en realidad se frotan las manos. Esos son los antisemitas en traje de Armani y los populistas de ultraderecha. Algunos también intentan crear un sentimiento antiislámico. Advierto contra eso. Las personas que atacan a los portadores de kipá deben recibir igual castigo que aquellos que intentan arrancarle el pañuelo de la cabeza a una mujer musulmana.

Si los refugiados de Siria o Afganistán fueron educados como antisemitas, entonces se les debe mostrar una señal de alto y basta. ¡En Alemania no golpeamos con un cinturón a los fieles de otras religiones!

Usted mismo es musulmán. ¿Cómo se discute el tema en su mezquita?

No tengo ninguna comunidad en mezquitas. Todo imán se desesperaría conmigo. Desafortunadamente, raramente voy a la mezquita. Soy un musulmán secular, pero los valores son importantes para mí. 4,5 millones de musulmanes viven en Alemania. La gran mayoría se siente como parte de Alemania. Se debe tener cuidado de no crear un conflicto entre las religiones fuera del debate actual sobre el antisemitismo, porque ciertamente no lo es. Es un conflicto entre los valores y la configuración de valores.

La Conferencia Europea de Rabinos le otorgó el Premio de Tolerancia por su compromiso con el diálogo religioso. Su proyecto más reciente es la reconstrucción de la sinagoga en la Fraenkelufer, de Kreuzberg,  Berlín. ¿Cómo se le ocurrió la idea?

Surgió un 9 de noviembre, aniversario de la Noche de los Cristales, un progromo ejecutado por los nazis. Creo que es importante establecer señales claras. Los eventos conmemorativos son correctos y necesarios. Pero también debemos asegurarnos de que la vida judía vuelva a tener espacio. Necesitamos centros de encuentro y tenemos que construir puentes. La nueva sinagoga en la Fraenkelufer es la primera reconstrucción de este tipo en Alemania.

La sinagoga fue destruida hace 80 años. ¿Por qué la idea de reconstruirla ahora?

Tal vez la iniciativa puede ayudar a encontrar un denominador común, una historia común para nuestro país. Un país que quiere convertirse en una sociedad de inmigración moderna debe encontrar un denominador común. Yo llamo a esto la "nueva Leitkultur de la izquierda alemana" y mi capacidad de tolerar y respetar a los demás.

¿Cómo fue tomada la iniciativa de la reconstrucción de la sinagoga en los distritos de Berlín Kreuzberg y Neukölln?

Las reacciones fueron positivas, independientemente de su religión o antecedentes. No se debería poner a los unos contra los otros: judíos contra musulmanes, cristianos contra musulmanes o ateos. ¿Por qué preguntar por la afiliación religiosa? No importa a qué religión pertenezca alguien, lo que importa es qué clase de persona es.

Astrid Prange (jov/vt)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad