¿Por qué los ruiseñores prefieren Berlín? | Ciencia y Ecología | DW | 03.05.2019
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Ciencia y Ecología

¿Por qué los ruiseñores prefieren Berlín?

El ruiseñor no es un ave urbana, pero Berlín es la ciudad europea con más parejas de ruiseñores por kilometro cuadrado. ¿Qué les gusta de la gran ciudad?

Algunos de los participantes vienen premunidos de diccionarios y linternas. Otros solo quieren escuchar el mágico canto del ruiseñor. De la mano de la ornitóloga Kim Mortega, el grupo no necesita andar mucho para escuchar los primeros cantos de ruiseñor en el parque de Tiergarten. "Es un rap de batalla”, explica Mortega. Los roles de los ruiseñores están muy definidos. Los machos son los únicos que cantan para atraer a la hembra. Principalmente, de noche.

Nidos de ciudad

Actualmente, en Berlín anidan entre 1.200 y 1.700 parejas de ruiseñores, una cifra comparativamente alta que, según la oficina de Protección de la Naturaleza de Berlín, crece anualmente en un 6%. Los ruiseñores anidan normalmente en campos o en arbustos. Preferiblemente, en sitios con densa maleza, arbustos de bayas y ortigas, que utilizan para construir sus nidos a base de follaje y pastos secos. Entonces… ¿qué buscas estas aves migratorias en Berlín?

"Creemos que vienen atraídos por los parques salvajes y las áreas verdes abandonadas”, explica la bióloga Silke Voigt-Heucke. Sorprendentemente, en la capital alemana encuentran muchos espacios que satisfacen sus deseos tanto en las vías de cercanías como en las autopistas. Con su proyecto de investigación "Expediente Ruiseñor”, Silke Voigt-Heucke quiere explicar con el museo de Ciencias Naturales de Berlín porqué los ruiseñores prefieren construir sus nidos en el Tiergarten en lugar de en un bosque de Franconia.

Estas aves llegan a Alemania a mediados de abril procedentes de África. De un total de 95.000 ruiseñores en todo el país, unos 3.000 viven en Berlín. Conocido científicamente como Luscinia Megahynchos, este animal es pequeño y poco impresionante. Sobre todo, es difícil creer que un pájaro de 16 cm de largo pueda tener esa fuerza y resistencia. Existen grabaciones en las que los machos cantan hasta 20 horas seguidas.

Su canto está considerado como uno de los símbolos de amor romántico en todo el mundo. También ha inspirado a escritores desde la antigüedad hasta nuestros días. "A los poetas les faltan palabras para describir sus emociones cuando escuchan al ruiseñor”, explica la bióloga Sarah Darwin, descendiente del famoso Charles Darwin: "Hay gente que escuchó más historias sobre el ruiseñor que su propio canto”. Darwin también participa en el equipo de "Expediente Ruiseñor”. Durante años estuvo fascinada por las composiciones de estos pequeños virtuosos. "El ruiseñor canta estrofas y cada una suena diferente”, explica en entrevista a DW: "Los machos tienen un promedio de 180 tipos de estrofas en su repertorio. Eso les convierte en uno de los cantantes más versátiles de todos los tiempos”.

Proyecto de investigación ciudadana

"El ruiseñor es la especie perfecta para iniciar a las personas en las maravillas de la naturaleza”, explica la bióloga. Para ello, el personal del museo de Ciencias Naturales de Berlín desarrolló una aplicación gratuita para Smartphone llamada Naturblick. Con un solo clic, los usuarios pueden grabar anónimamente cantos de aves y compartirlos con la base de datos del proyecto. En 2018 ya se hizo una convocatoria en Berlín y este año se hará en toda Alemania.

Una vez recibidas la grabaciones, se clasificarán y se marcarán según la hora. Un algoritmo verificará si se trata realmente de un ruiseñor. Así, los ornitólogos podrán usar la base de datos para determinar los lugares preferidos para la reproducción, reconocer el significado de las canciones y reconocer dialectos regionales. Lo usuarios podrán escuchar los cantos en un mapa interactivo.

Luftaufnahme: Berlin von oben - die grüne Stadt (picture-alliance/dpa/K. Nietfeld)

¿Habitat natural para los ruiseñoreS?

La gran pregunta es: ¿qué caracteriza al ruiseñor berlinés? Muchos berlineses pretenden escuchar ritmos electrónicos. "Definitivamente suena a tecno, más tecno que Paganini”, dice Sarah Darwin: "Las voces no son muy melódicas, peros son muy poderosas y muy precisas”. Entre canto y canto, estos pájaros parecen protestar contra los ruidos de la gran ciudad. "Incluso pensamos que cantan contra el ruido, pero eso es una teoría que todavía hay que demostrar”, explica Silke Voigt-Heucke. Algo que, según la teoría de la evolución, podría ser plausible. Cuanto más fuerte sea y más en forma esté el macho, más posibilidades tendrá de reproducirse. Al aparearse, la pareja se dedica a construir el nido y permanecen juntos hasta que termina la época de reproducción. A partir de entonces, la canción de amor nocturna parece tornarse más agresiva. 

¿Peligro de perder el hábitat?

Según la Asociación Alemana de Protección de la Naturaleza (NABU), en Alemania hay 95.000 pares de ruiseñores y la población no está en peligro. En Europa existen entre 4,2 y 11, 6 millones de parejas. Sin embargo, en algunas regiones la situación es mas crítica. Por ejemplo, en Gran Bretaña la población se redujo un 90% en 50 años.

Para esto no hay explicación científica, pero sí un par de indicadores. "La agricultura intensiva tiene seguramente un papel muy importante”, dice Voigt-Heucke. Según la ornitóloga, es la región europea con mayor descenso. Por otra parte, allí hay muchos animales salvajes a los que les gusta comer en los arbustos y destrozar los nidos. Tampoco en Alemania es todo perfecto. La agricultura intensiva destrozó su espacio natural en el norte de Baviera. "Hay que cuidar y proteger su hábitat para poder seguir escuchando este maravilloso canto en 100 años”, concluye Silke Voigt-Heucke. Para eso, el proyecto "Expediente Ruiseñor” quiere saber todavía más sobre esta especie y animar a la gente a descubrir la diversidad biológica, aunque sea en pleno centro de Berlín.

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

DW recomienda