Papa Francisco sobre el Sínodo de la Amazonía: una gran decepción | El Mundo | DW | 12.02.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Opinión

Papa Francisco sobre el Sínodo de la Amazonía: una gran decepción

El Papa quiere otra Iglesia, comprometida con el medio ambiente y con los más pobres. Pero no quiere el tipo de reformas que se esperan en Europa y EE. UU., subraya Christoph Strack.

Un gran texto y una gran decepción. Con su exhortación apostólica "Querida Amazonia" sobre el Sínodo del Amazonas, el Papa Francisco niega toda esperanza de apertura limitada ante situaciones de emergencia pastoral. En momentos en que el clero masculino domina la iglesia, advierte contra la "clericalización de las mujeres", se distancia de la consagración de diaconisas y aboga por "otros servicios y oportunidades específicamente femeninos". También desaprovecha la oportunidad para admitir a hombres casados como sacerdotes en la región del Amazonas (lo que no sería un problema dogmático) y hace un llamamiento a la Iglesia en otros países para enviar sacerdotes como misioneros.

Todo esto no solo es decepcionante para muchas mujeres, para las defensoras de las reformas eclesiásticas en Europa o Estados Unidos. También deja sin respuesta las correspondientes propuestas del Sínodo del Amazonas de octubre de 2019, que los obispos participantes en Roma acordaron en ese momento con una clara mayoría de dos tercios.

La Iglesia debe luchar por los más pobres

¿Y a pesar de todo es un texto de peso? Sí, en esos pasajes en los que Francisco aborda la "crisis ecológica" en la región amazónica, retoma el "grito de la tierra" y pide a la Iglesia que sea "una opción para los más pobres". Allí Francisco se pone a sí mismo y a la Iglesia de parte de los pueblos indígenas en la Amazonía, se queja de crímenes e intereses coloniales, sobreexplotación de la madera y del peligro que corren otros recursos naturales. En el Sínodo de 2019 se criticó aún más la situación en el Amazonas: la explotación, la esclavitud y las violaciones de los derechos humanos. El Papa compromete a la Iglesia en todo el mundo a que haga frente a esas situaciones.

Pero la exhortación del Papa es decepcionante para aquellos que tenían esperanzas de cambios limitados en la enseñanza y en la práctica de la Iglesia. Claro, los cardenales o teólogos han escrito palabras de consuelo aquí y allá desde su publicación, afirmando que las puertas no están cerradas para las reformas, que Francisco fortaleció la "autoridad moral" del documento final del sínodo de octubre y que, además, aconsejó de corazón su lectura e implementación.

Todo bien, pero el Sínodo de los Obispos y ahora el Papa también tratan estos temas delicados como papas calientes. Ninguno de ellos menciona el término "viri probati", teológicamente establecido desde hace décadas, para los hombres mayores casados que pueden ser ordenados como sacerdotes, sino que evitan hablar sobre ello. Incluso el término "diaconisa" ni siquiera se menciona una vez. Es decir, son muy fieles al lema: ¡Adelante, que aquí no pasó nada! En cambio, el papa Francisco confirmó que hay grupos comunitarios en la Amazonía gracias a las mujeres comprometidas que "a veces han existido durante décadas" sin la presencia de un sacerdote. Durante décadas.

Christoph Strack, experto en temas religiosos.

Christoph Strack, experto en temas religiosos.

¿Por qué no se mueve la iglesia?

Desde el principio, el Papa se ha mostrado como el buen cura de pueblo, cauteloso con las expectativas, como un jesuita sabio. Y, en general, el término "jesuita" no suena a elogio en alemán. Pero el Papa, que vino de lejos, sigue siendo ajeno a las responsabilidades y competencias a la hora de tomar decisiones, incluso después de casi siete años. El hombre que abraza, que anima, que consuela, el hombre flexible: muchos roles son más afines a él que el de responsable del desarrollo de la doctrina.

"La iglesia se ha estancado durante 200 años. ¿Por qué no se mueve? ¿Tenemos miedo?", se quejó Francisco antes de Navidad. Pronto serán 201 años.

(rmr/er)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |

Ver el video 02:22

Mea culpa de la Iglesia Católica con los pueblos indígenas

DW recomienda