Oposición venezolana: no habrá diálogo si no se audita la elección | Venezuela en DW | DW | 17.10.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Venezuela

Oposición venezolana: no habrá diálogo si no se audita la elección

La oposición establece esta condición un día después de que se celebrarán los comicios regionales cuyos resultados no reconocen, y que muestran una victoria del Gobierno, al obtener 17 de las 23 plazas en disputa.

La oposición venezolana reunida en la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) exigió hoy (16.10.2017) que se audite todo el proceso electoral desplegado el domingo en el país para la elección de gobernadores como condición ineludible para reanudar el proceso de diálogo político con el Gobierno de Nicolás Maduro.

"Exigimos auditoría total, cuantitativa y cualitativa, que no sea impuesta por el ente comicial, de todo el proceso electoral con verificación internacional confiable", dijo el portavoz de la MUD, Ángel Oropeza, en una rueda de prensa.

"No asistiremos a ningún proceso de exploración, conversación o negociación hasta tanto no se hayan aceptado las auditorías y cambios que requieren la pulcritud inherente al ejercicio de los derechos políticos de los venezolanos", prosigue la declaración de la MUD.

"Un gran número de irregularidades"

Oropeza, que leyó el documento ante los periodistas, acusó al Gobierno de "torcer y desconocer la voluntad" del pueblo, y aseguró que "nadie duda que las elecciones en Venezuela no son libres, ni justas, ni transparentes". Dijo que la MUD ha detectado "un gran número de irregularidades" ocurridas ayer durante las votaciones en todo el país.

Entre ellas, aseguró, a un millón de electores se les "impidió u obstaculizó votar en centros históricamente opositores", mientras que a otros 350.000 la causa fue "violencia e intimidación dentro y fuera de los centros".

Señaló también que hubo 90.537 votos nulos "que debieron haber sido para los candidatos de la oposición", y achacó esto a la negativa del CNE de sustituir las boletas electorales por lo que los aspirantes opositores vieron limitadas sus tarjetas.

El portavoz acusó al Gobierno de aplicar "coacción y chantaje a empleados públicos y beneficiarios de programas sociales" para votar a favor de sus candidatos, tras denunciar que algunas personas "votaron acompañadas" por activistas del partido de Gobierno y que otros "electores ejercieron múltiples votos".

"Ausencia de elecciones libres y justas"

Por su parte, Estados Unidos no se cree los resultados de los comicios regionales y hoy reaccionó condenando "la ausencia de elecciones libres y justas" en el país latinoamericano.

"Estados Unidos aplaude el coraje, la determinación y la voluntad del pueblo venezolano, que trató de ejercer su derecho constitucional al voto", indicó la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert.

La vocera lamentó que se hayan confirmado los temores previos de la administración estadounidense, que la semana pasada citó la falta de observadores internacionales independientes, la falta de una auditoría del recuento del Consejo Nacional Electoral (CNE), el cierre de centros de votación en bastiones de la oposición y la manipulación del diseño de las papeletas electorales, entre otros

FEW (EFE, dpa)
 

DW recomienda