ONU no toca sistema de ″exportación″ de trabajadores norcoreanos | El Mundo | DW | 12.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Internacional

ONU no toca sistema de "exportación" de trabajadores norcoreanos

Si fuera por EE.UU., ningún país del mundo podría seguir empleando a trabajadores norcoreanos. Sin embargo, este punto fue borrado de la reciente lista de sanciones de la ONU contra Pyongyang, al igual que otras cosas.

Consejo de Seguridad de la ONU.

Consejo de Seguridad de la ONU.

De todo un poco: así se podría resumir el contenido de la resolución 2.375. Al final, varias demandas estadounidenses no fueron incluidas en el texto. En lugar de un embargo petrolero se aprobaron suministros limitados. Y tampoco serán congeladas las cuentas bancarias del dictador norcoreano Kim Jong-un en el exterior ni las de la línea aérea estatal de Corea del Norte, Air Koryo, o del Ejército Popular de Corea. Todas estas fueron concesiones de parte de Washington frente a Rusia y China para no hacer peligrar la votación en el Consejo de Seguridad de la ONU.

También respecto al tema de los norcoreanos que trabajan en el exterior y ganan dinero para la patria, EE.UU. hizo muchas concesiones.

Más información:

-Japón y Corea del Sur: sanciones a Pyongyang son "advertencia"

-Amenaza nuclear: Merkel y Putin buscan “solución pacífica”

El borrador inicial había contemplado una prohibición de trabajo total. Como consecuencia, todos los trabajadores hubieran tenido que regresar a Corea del Norte. En lugar de ello, se acordó que ya no se podrán emitir nuevos permisos de trabajo.

El negocio con los trabajadores

Se trata de la novena resolución de la ONU desde la primera prueba nuclear de Corea del Norte en 2006. No obstante, hasta ahora ninguna de ellas ha tenido efecto alguno. Y el tema del trabajo en el exterior muestra de forma ejemplar lo difícil que es acordar medidas eficaces.

Según un estudio de la Universidad de Leiden, en Polonia muchos norcoreanos trabajan en el sector de la construcción.

Según un estudio de la Universidad de Leiden, en Polonia muchos norcoreanos trabajan en el sector de la construcción.

Si bien no es un secreto que Corea del Norte envía a trabajadores al extranjero para obtener dinero, los detalles del sistema sí lo son. Según estimaciones de las Naciones Unidas, actualmente entre 35.000 y 100.000 personas procedentes de Corea del Norte son empleadas en el mundo bajo condiciones parecidas a la esclavitud, sobre todo en China y Rusia. Trabajan por ejemplo en la industria maderera o textil, en la minería o agricultura. Según testimonios de testigos que lograron escapar, muchas veces trabajan más de 12 horas al día y son estrictamente supervisados por personal de seguridad norcoreano. La mayor parte de su sueldo la incauta el Estado norcoreano. La ONU calcula que, de esta forma, Pyongyang recauda hasta 2,3 mil millones de dólares estadounidenses al año. 

Trabajadores norcoreanos en Polonia y Malta

Una parte de este dinero proviene de la Unión Europea (UE), porque también miembros del bloque comunitario emplean a norcoreanos. De acuerdo con un estudio de la Universidad de Leiden, en 2016 unos 1.000 norcoreanos residían y trabajaban en Europa: sobre todo en Polonia y Malta. Los acuerdos de trabajo eran negociados directamente entre Pyongyang y las empresas extranjeras.

Un tema incómodo

La semana pasada, la UE había respaldado el borrador inicial de EE.UU. y anunciado un posible endurecimiento de las sanciones. Remco Breuker, director del mencionado estudio universitario, saluda una prohibición del trabajo forzoso en la UE. Sin embargo, critica que algunos países del bloque se nieguen a cooperar aportando información sobre las fuentes de divisas.

Según el estudio de la Universidad de Leiden, cerca de un 90 por ciento del sueldo de un trabajador norcoreano se lo embolsan el Estado norcoreano y mediadores. A final de mes, los empleados se quedan con unos 50 a 100 euros. Para la UE, se calcula que, con un solo trabajador, la empresa empleadora obtiene una ganancia neta de aproximadamente 30.000 dólares anuales.

De momento, se mantiene el estatu quo del sistema de alquiler de trabajadores norcoreanos. Aquellos que ya se encuentran en el exterior, pueden permanecer allí. A pesar de todas las concesiones, el primer ministro sudcoreano, Lee Nak-yeon, calificó la resolución de exitosa puesto que la votación en el Consejo de Seguridad de la ONU fue unánime. 

Autora: Esther Felden (VT/ERS)

DW recomienda

Publicidad