Nuevos ataques de bombarderos rusos en Siria desde Irán | El Mundo | DW | 17.08.2016
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Nuevos ataques de bombarderos rusos en Siria desde Irán

Al parecer, las operaciones fueron autorizadas por el Consejo Superior de Seguridad Nacional de Irán en base a un acuerdo con Rusia, Siria e Irak. EE.UU. investiga si se violó una resolución de la ONU con esta acción.

Bombarderos rusos del tipo SU-34 despegaron hoy (17.08.2016) por segundo día consecutivo de la base aérea de Hamadan, en el oeste de Irán, para atacar posiciones rebeldes en Siria, informó el Ministerio de Defensa en Moscú. Según el ministerio, los aviones atacaron posiciones de la milicia terrorista Estado Islámico en la región siria de Deir al-Zour. Los ataques habrían causado la muerte de más de 150 combatientes yihadistas.

Las operaciones fueron autorizadas por el Consejo Superior de Seguridad Nacional de Irán en base a un acuerdo con Rusia, Siria e Irak, confirmó el titular del comité de seguridad del Parlamento iraní, Alaeddin Borouyerdi, en declaraciones reproducidas por la agencia estatal IRNA. El parlamentario detalló que los aviones estaban usando la base de Nojeh, en la provincia occidental de Hamadan, para recargar combustible. Hamadan está mucho más cercana a las posiciones de EI que la base de Khmeimim, en la costa norte de Siria, que Rusia había utilizado previamente.

"El asunto debe ser considerado como una cooperación necesaria y estratégica en la lucha contra el terrorismo", dijo el ex ministro de Relaciones Exteriores Alí Akbar Velayatí, asesor en política exterior desde hace casi 20 años del líder supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei. Debido a la persistente amenaza global y regional del EI, esta nueva cooperación no debería sorprender, dijo Velayatí. Rusia e Irán deben actuar para evitar más destrucción y víctimas en Siria, agregó.

Resolución de la ONU

A primera hora de hoy, el presidente del Parlamento iraní, Ali Lariyani, había desmentido que Rusia hubiese usado el martes una base aérea para lanzar ataques contra objetivos en Siria. El Kremlin aseguró que el uso de la base aérea no viola una resolución de Naciones Unidas que prohíbe la entrega de aviones de combate a Irán. "No ha habido un suministro, venta o transferencia de aviones de combate a Irán", afirmó el ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguei Lavrov, citado por la agencia estatal de noticias TASS.

El portavoz del Departamento de Estado norteamericano, Mark Toner, había afirmado el martes que Rusia probablemente esté violando la resolución 2231 del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas al usar el territorio de Irán para lanzar ataques aéreos en Siria. La resolución 2231 prohíbe la entrega, la venta o la transferencia de aviones de combate a Irán, a no ser que el Consejo de Seguridad hubiera dado su aprobación previamente. Rusia e Irán son aliados históricos del presidente sirio Bashar al Assad. Si bien Rusia y Estados Unidos apoyan grupos opuestos en Siria, ambas partes coinciden la necesidad de eliminar a los grupos calificados como terroristas por parte de Naciones Unidas como el EI. Ayer martes, varios bombarderos rusos despegaron por primera vez de la base aérea de Nojeh para lanzar ataques contra posiciones rebeldes en Siria. Según la agencia estatal de noticias TASS, fue la primera vez que aviones de combate rusos usan una base aérea iraní para acciones militares en el país vecino.

MS (efe/efe/dlf)

DW recomienda

ADVERTISEMENT