Nueva ronda de negociaciones con los talibanes será en Qatar | El Mundo | DW | 27.12.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

Nueva ronda de negociaciones con los talibanes será en Qatar

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, había exigido que las conversaciones tuvieran lugar en territorio afgano. El equipo político de los insurgentes vive en Doha, capital qatarí.

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani.

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani.

El presidente de Afganistán, Ashraf Ghani, aceptó este domingo (27.12.2020) que la segunda ronda de negociaciones de paz con los talibanes continúe en Doha, Qatar, a pesar de que su intención era que las conversaciones tuvieran lugar en territorio afgano. Las reuniones comenzarán a comienzos de enero precisamente en la ciudad donde vive el equipo que representa los intereses del grupo radical.

"La segunda sesión de negociaciones comenzará el 5 de enero", dijo Faraidoon Khwazoon, portavoz del Consejo Superior para la Reconciliación Nacional, un organismo gubernamental que supervisa el proceso de paz. "El comité de liderazgo de la junta (...) decidió que las conversaciones se llevarían a cabo en Doha", escribió en Twitter, y agregó que muchos países que se habían ofrecido a albergar las negociaciones se han retractado debido a la pandemia de COVID-19.

En tanto, el portavoz del mandatario, Sediq Sediqqi, escribió en Twitter que "sobre la base de la solicitud de los líderes del equipo de negociación y del Consejo Superior para la Reconciliación Nacional, (...) y con el fin de evitar retrasos en la segunda ronda de conversaciones, el presidente de Afganistán acordó que la próxima ronda de negociaciones se celebrará en Qatar”.

Ghani no quiere hoteles de lujo

A principios de diciembre, los negociadores de ambas partes decidieron tomarse un descanso después de meses de reuniones, que estuvieron empantanadas en desacuerdos sobre la organización de las conversaciones y sobre interpretaciones religiosas. Sin embargo, había acuerdo para reanudarlas el 5 de enero. Fue entonces cuando Ghani solicitó llevar el diálogo a Afganistán.

"No es correcto insistir en continuar las discusiones en hoteles de lujo. Es necesario que la gente pueda observar el curso de las conversaciones, los temas que se discuten y por qué", dijo el mandatario, que cedió tras reunirse la mañana de este domingo con el presidente del Consejo Superior de Reconciliación Nacional, Abdullah Abdullah.

En esta segunda ronda se deberán empezar a tratar temas fundamentales, como la proclamación de un alto el fuego permanente.

DZC (EFE, AFP)

DW recomienda