Netanyahu, dispuesto a una ″paz histórica″ con Palestina | El Mundo | DW | 04.03.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Netanyahu, dispuesto a una "paz histórica" con Palestina

En un discurso ante la organización proisraelí AIPAC, en Washington, Netanyahu dijo que estaba "dispuesto a lograr la paz" y reiteró su petición al presidente palestino, de que reconozca su país como Estado judío.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, reiteró hoy (04.03.2014) su disposición a lograr un acuerdo de paz duradero con los palestinos: "Estoy dispuesto a acordar una paz histórica con nuestros vecinos palestinos", dijo en un discurso ante la organización proisraelí AIPAC (American Israel Public Affairs Committee) en Washington.

Si se llegara a tal acuerdo, podría ponerse fin acuerdo puede poner fin a un siglo de conflicto y derramamiento de sangre y mejorar la vida de millones de personas, dijo ante la audiencia de esa conferencia que se celebra anualmente. Netanyahu agradeció al "indomable" secretario de Estado norteamericano, John Kerry, su incansable intervención en las conversaciones de paz en Cercano Oriente. "Trabajamos literalmente día y noche en la búsqueda de una paz duradera", señaló.

"Lazos formales con países líderes del mundo árabe"

Kerry ya habló el lunes ante los miembros del lobby AIPAC, ante los que garantizó el apoyo a Israel en la disputa nuclear iraní. En cuanto a las posibildades de Israel en la región, Netanyahu subrayó hoy que "la paz sería buena para los palestinos. Pero la paz también abriría la posibilidad de establecer lazos formales entre Israel y países líderes del mundo árabe".

Netanyahu, que fue recibido el lunes por el presidente estadounidense, Barack Obama, en la Casa Blanca, reiteró su petición al presidente palestino, Mahmud Abbas, de que reconozca su país como Estado judío. "Es momento de que los palestinos dejen de negar la historia", dijo el jefe de gobierno israelí, que además señaló que si los palestinos reconocieran oficialmente el estado vecino, darían finalmente por terminada la "fantasía de inundar Israel con refugiados". De todos modos, el primer ministro insistió en que la seguridad de su país es para él prioridad, sobre todo teniendo en cuenta que, aunque se llegara a un acuerdo, Israel seguramente continuaría estando bajo la amenaza de Hizbolá, Hamas y Al Qaeda.

MS (dpa/afp)

Publicidad