Murió Heiner Geißler, figura clave de la CDU, a los 87 años | Europa al día | DW | 12.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Murió Heiner Geißler, figura clave de la CDU, a los 87 años

El exsecretario general de la CDU, Heiner Geißler, murió a los 87 años, según confirmó la CDU este martes. Geißler fue también Ministro Federal de Familia durante muchos años. Es considerado un pensador "inconformista".

Heiner Geißler (1930-2017).

Heiner Geißler (1930-2017).

Heiner Geißler, quien falleció este martes (12.09.2017), era considerado un pensador inconformista, que también, en ocasiones, despertó animadversión en su propio partido. Se desempeñó como Secretario General de la Unión Demócrata Cristiana (CDU), desde 1977 hasta 1989, y algunas de sus posturas polarizaron a la opinión pública. En 2007 se unió al movimiento Attac, crítico de la globalización. Una de sus últimas tareas fue la de mediador en la feroz disputa sobre el proyecto ferroviario "Stuttgart 21".

Geißler ejerció de 1977 a 1980 el cargo de vicepresidente de la Internacional de Partidos Demócratas de Centro, cargo desde el cual respaldó con firmeza a los partidos de la oposición a las dictaduras militares en América Latina, Corea del Sur y Filipinas.

Con Heiner Geißler, Alemania pierde uno de sus pensadores más elocuentes. Incómodo para muchos, pero siempre claro y dispuesto al debate. Ya en su vejez, el controvertido exsecretario general de la CDU se convirtió en un mediador muy apreciado.

Geißler fue el oponente favorito político de la oposición durante su etapa como secretario general y ministro, bajo el gobierno del canciller Helmut Kohl (CDU). Con la edad, sus opinones se volvieron cada vez más de izquierda. Sin embargo, permaneció, en cuanto a sus actitudes, claro e independiente.

"Una mente inteligente e incómoda"

"Era una mente muy inteligente e incómoda, y supo conducir a la CDU para enfrentar los cambios en el mundo. Eso es lo tenemos que lograr también hoy ", escribió el Secretario General de la CDU, Peter Tauber, este martes. En julio de este año, Tauber había hablado con Geißler sobre el futuro de África, sobre cómo implementar una política migratoria inteligente, y acerca del fundamento de los valores de la sociedad.

Pero durante mucho tiempo, Geißler tuvo la fama de no tener "pelos en la lengua". Su acusación al SPD de ser la "quinta columna" de Moscú es ya legendaria. Y su afirmación de que "Auschwitz no hubiera sido posible sin el pacifismo de los años treinta" causó indignación en su momento.

Un político con ambición de cambiar la sociedad

Geißler fue un político con ambición social: como ministro de Familia (1967-1977), logró que se aprobara la primera ley sobre jardines de infantes, implementó la creación de centros de bienestar y causó sensación, a mediados de los años 70, con su libro sobre la "Nueva Cuestión Social". El objetivo de su obra era concientizar acerca de la situación de aquellos cuya seguridad social no se deriva directamente de su empleo, o cuyos intereses no son representados por asociaciones y sindicatos. Es decir, sobre la situación de los jubilados, las familias o los estudiantes.

Como secretario general de la CDU, desde 1977 hasta 1989, y como ministro de la Familia, Juventud y Salud (1982-1985) Geißler, un montañista apasionado, que resultó gravemente herido en 1992 en un accidente, fue un líder de opinión y un reformador. Fue él quien preparó el camino hacia la licencia por paternidad  y el reconocimiento de los años en los que los padres  educaron a sus hijos para ser tenidos en cuenta cuando se jubilaran. 

Geißler publicó unos 20 libros sobre la modernización de la sociedad, así como sobre la enseñanza social católica y la Biblia. Su última publicación importante apareció en 2017. En ella, se confronta de manera crítica y aguda con la teología cristiana y la cuestión de la vida después de la muerte. Exigió que las iglesias "fueran honestas y dijeran que no saben si hay vida después de la muerte, pero que eso es lo que esperamos, y que quien no cree en Dios no es un pecador."

CP (dpa, kna, afp)

Publicidad