″Los pensamientos de los submarinistas alemanes están con Argentina″ | Argentina | DW | 27.11.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

"Los pensamientos de los submarinistas alemanes están con Argentina"

Michael Setzer, presidente de la Asociación Alemana de Submarinistas, conoce el Ara San Juan de primera mano. En entrevista con DW, describe la nave de fabricación germana, y se solidariza con Argentina.

El destino del submarino Ara San Juan y su tripulación mantiene en vilo a la sociedad argentina, así como a las fuerzas internacionales que buscan la nave a contrarreloj. Si bien la Marina germana no participa en las labores de rescate, se solidariza con los afectados. "Los pensamientos de todos los submarinistas alemanes están con los camaradas argentinos y sobre todo con sus familiares", dice Michael Setzer, presidente de la Asociación Alemana de Submarinistas (VDU, por sus siglas en alemán).

En entrevista con DW cuenta que en 1984, siendo un joven oficial, viajó a bordo del Ara San Juan antes de que fuera entregado a la Marina argentina. Construido en un astillero de la ciudad alemana de Emden, el submarino extraviado se basa en un concepto similar a las naves alemanas tipo TR-1700, pero no es idéntico a ellas, explica. Michael Setzer asegura que se trata de un submarino "sólido" y "estable". De ahí que, al enterarse de la desaparición del ARA San Juan, primero pensara que el equipo de radiotelegrafía había fallado por lo que la tripulación no se había podido comunicar con su base.    

Más información:

-Submarino ARA San Juan: psicología de las últimas horas bajo el mar

-¿Cómo es la coalición que busca el submarino argentino?

-Cronología de una búsqueda: ¿qué pasó con el submarino ARA San Juan?

No obstante, a más tardar tras la explosión que se registró en el lugar donde desapareció la nave, descarta esta opción. "Esto no quiere decir que la explosión se haya producido en el submarino, pero existe cierta probabilidad. Nunca se debe perder la esperanza de encontrar con vida a la tripulación pero, en este caso y después de tanto tiempo, la esperanza es mínima", dice Setzer, quien confiesa que está redactando una carta de condolencia para la organización hermana de submarinistas en Argentina, así como para la Embajada argentina en Alemania.

Una tragedia alemana

En la década de los 60 del siglo XX, Alemania vivió una tragedia parecida a la del ARA San Juan, cuando se perdió la comunicación con el submarino Hai. El 14 de septiembre de 1966, éste se había hundido en las heladas aguas del Mar del Norte, y de los 20 submarinistas solo uno logró sobrevivir.

Un submarino tipo 212A en un astillero alemán.

Un submarino tipo 212A en un astillero alemán.

Michael Setzer fue comandante de submarino de 1987 a 1988 y de 1990 a 1992. Asimismo comandó el escuadrón de submarinos de la Marina alemana. Explica que el protocolo a seguir en este tipo de accidentes es el mismo en Alemania como en Argentina. La búsqueda se centra principalmente en el área entre la posición donde se perdió la comunicación con la nave y la posición desde donde ésta se tendría que haber reportado la próxima vez.  

Además, tanto Alemania como Argentina forman parte de la Oficina Internacional para el Rescate y Escape de Submarinos (ISMERLO). Como en el caso del ARA San Juan, esta organización avisa a la comunidad internacional de submarinistas, que aporta todo tipo de ayuda material y humana.

Todo depende de la profundidad

Según el presidente de la Asociación Alemana de Submarinistas, si un submarino sufre un accidente y se hunde, la tripulación puede abandonar la nave siempre y cuando ésta se encuentre a una profundidad de alrededor de 80 metros: "Lamentablemente este no es el caso del ARA San Juan, que viajaba a una profundidad mucho mayor".

Setzer señala que el submarino desaparecido está equipado con un dispositivo al que se pueden acoplar minisubmarinos y cápsulas salvavidas. Sin embargo, esto solo es posible en determinada profundidad. "Ahí donde se calcula que se encuentra el ARA San Juan el fondo del mar cae de 300 a unos 3.000 metros de profundidad. Si el submarino se llegara a encontrar a 300 metros, podría ser rescatado con ayuda de este sistema. Es lo mismo que se hizo en el caso del submarino ruso Kursk", dice el entrevistado.

Viola Traeder (ELM)

DW recomienda

Enlaces externos