Libia: continúa disputa militar y diplomática | Política | DW | 28.03.2011
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Política

Libia: continúa disputa militar y diplomática

Mientras la comunidad internacional prepara en Londres una conferencia sobre la crisis en Libia, fuerzas fieles a Muamar el Gadafi frenan el avance rebelde en Sirte, ciudad natal y reducto del líder libio.

default

Con apoyo internacional, rebeldes libios celebran en las afueras de Ben Jawad, 150 km al Este de Sirte.

Pese al apoyo militar de la coalición internacional, la insurgencia se topó con una fuerte resistencia en las afueras de Sirte, informa la agencia alemana de noticias dpa. Fuentes gubernamentales en Trípoli, la capital libia, negaron haber perdido el control de la ciudad natal y reducto de fuerzas fieles al líder libio, Muamar el Gadafi, como sostenían los rebeldes. Las fuerzas insurgentes están a unos 120 kilómetros de esa ciudad, afirma Trípoli.

Según la televisora catarí Al Yazira, los rebeldes llegaron hasta Wadi al Ahmar, el Valle Rojo ubicado al oeste de la ciudad de Nofilia. La depresión en el valle fue sembrada de minas por las tropas de Gadafi, señaló el canal. También se cree que las fuerzas gubernamentales se encuentran detrás de las colinas aledañas.

Sirte: camino a Trípoli

Libyen Gaddafi Kontrollzentrum in Tripolis zerstört

Un edificio administrativo de Trípoli, bombardeado por la coalición internacional.

Sirte no es considerada un objetivo estratégico, pero su estrecho vínculo con Gadafi la reviste de valor simbólico para la oposición. La ciudad se halla además a medio camino entre el bastión rebelde de Bengasi y Trípoli: 560 kilómetros la separan de una por el oeste y 460 kilómetros de la otra por el este. Entre Sirte y Bengasi se hallan otras ciudades disputadas por los rebeldes en los últimos días: Abdabiya, Brega y Ras Lanuf. Entre Sirte y Trípoli, también en manos rebeldes, está Misrata.

Sin apoyo aéreo de la coalición occidental que vigila la zona de exclusión aérea y ha bombardeado a las fuerzas gubernamentales en días pasados, la insurgencia no conseguirá tomar Sirte, advierten analistas. Así que los aviones de la coalición atacaron posiciones de las fuerzas gubernamentales y medios estatales reportaron un total de nueve explosiones en esa ciudad a orillas del Mediterráneo. También se registraron nuevamente ataques aéreos contra Trípoli.

Las tropas de Gadafi, por su parte, bombardearon con lanzacohetes la ciudad de Al Zintan, al suroeste de la capital, citó Al Yazira a un portavoz de la oposición. Unos 200 soldados del líder libio se entregaron a los rebeldes en la ciudad petrolera de Jalu, a unos 400 kilómetros al sur de Bengasi. Los efectivos habían perdido el contacto con las tropas del Gobierno, en retirada a lo largo de la costa mediterránea.

Londres sobre el futuro de Libia: ¿con o sin presencia libia?

Entretanto, representantes de la comunidad internacional ultiman detalles para una conferencia sobre las operaciones militares y la situación humanitaria en Libia. Sucesora de la que el pasado 19 de marzo iniciara la operación internacional sobre el país norafricano, desde París, ésta tendrá lugar este martes en Londres.

EU Sondergipfel zu Libyen Flash-Galerie

Como el pasado 19 de mayo en París, esta vez líderes internacionales se reúnen en Londres para coordinar futuras acciones sobre Libia.

Con representantes de 40 países y la participación del secretario general de ONU, Ban Ki-moon, y el de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, además de la presencia de la Liga Árabe y la Unión Africana, "la conferencia empezará a apoyar un nuevo futuro para Libia", señaló el Ministerio de Exteriores británico. De buscar soluciones consensuadas para “la nueva Libia, la posterior a Gadafi” habló el ministro italiano de Exteriores, Franco Frattini.

Sin embargo, un portavoz gubernamental británico insistió en que los participantes de la conferencia en Londres no quieren determinar el futuro político de Libia: "No es nuestra tarea buscar al siguiente gobierno", dijo. El Ministerio de Exteriores londinense aseguró que se trabaja de forma estrecha con el opositor Consejo Nacional libio, al que se considera un "socio político legítimo". Pero no se aclaró si participan en la conferencia representantes de la oposición libia – presentes en Londres sin carácter de delegación oficial, según la agencia alemana de noticias dpa.

Críticas, propuestas y exigencias diplomáticas

Israel Palästina Palästinenser Gaza Angriff Türkei Erdogan

Erdogan advierte sobre peligro de convertir a Libia en un Irak o un Afganistán.

En vísperas de la conferencia internacional, se aceleró la actividad diplomática, informa la británica agencia de noticias Reuters. El mandatario francés, Nicolás Sarkozy, y el británico, David Cameron, llamaron a los partidarios de Gadafi a abandonarlo, oponérsele y unirse a un proceso político que conduzca a su partida. "Gadafi debe irse inmediatamente", dijeron en un comunicado conjunto.

París, Londres, Washington y Berlín celebraron además una videoconferencia para acordar el accionar conjunto. El diálogo entre Nicolas Sarkozy, David Cameron, Barack Obama y Angela Merkel estuvo centrado en el llamado franco-británico a los seguidores de Gadafi a abondonar las armas y buscar una salida negociada al conflicto. Éste llamado parece haber tenido efecto casi inmediato: un grupo del Ejército, con alrededor de 10 oficiales, anunció a través de Al Yazira que se pasaba a las filas opositoras.

Alemania participó en las conversaciones de última hora, pese a haberse abstenido de votar la resolución de la ONU que ampara la intervención, así como de enviar soldados a Libia. Mientras, Italia propone un acuerdo político que incluye un rápido cese al fuego, el exilio para Gadafi y el diálogo entre rebeldes y líderes tribales. Y Rusia critica la intervención occidental en el conflicto libio, equiparándola a tomar partido en una guerra civil, e insistiendo en que incumple los términos de la resolución del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas que la ampara.

Además, la ministra de Exteriores española, Trinidad Jiménez, señaló desde Madrid que las fuerzas de Gadafi intentaron en los últimos días, sin éxito, contactar con su Gobierno. El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, por su parte, ofreció hacer de intermediario para un alto al fuego. En declaraciones al diario británico "The Guardian", Erdogan advirtió del peligro de que Libia se convierta en un "segundo Irak" o en "otro Afganistán".

Al cierre de esta edición se esperaba un discurso del presidente de Estados Unidos, Barack Obama. Desde una universidad militar en Washington, Obama explicaría a la opinión pública estadounidense, antes de la reunión de Londres, los motivos y el transcurso de la misión militar internacional en Libia.

Autor: Rosa Muñoz Lima (dpa, rts)

Editor: Enrique López Magallón

DW recomienda

Publicidad