La inteligencia no es una cuestión de raza | Ciencia y Ecología | DW | 01.04.2006
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Ciencia y Ecología

La inteligencia no es una cuestión de raza

Según un profesor de psicología británico, los alemanes serían los europeos más inteligentes. ¿Puede afirmarse que hay naciones más inteligentes que otras? DW-WORLD habló con un experto.

Ni el CI ni la raza determinan la inteligencia de un ser humano.

Ni el CI ni la raza determinan la inteligencia de un ser humano.

Las investigaciones de Richard Lynn, un profesor emérito de Psicología de la Universidad del Ulster, Irlanda del Norte, se conocen desde hace varios años. Ahora, en su libro Race Differences in Intelligence, dice haber probado que el CI de los alemanes es el mayor de Europa. Lynn ya causó sensación en 2005 con una investigación en la que atribuyó un CI superior al hombre frente al de la mujer. ¿Interés en renacimiento de la eugenesia?

Algunos lo critican por contribuir al renacer de la eugenesia, doctrina de los ‘genes buenos’, que dio lugar a y fue sustentada por la ideología nazi.

En su libro Eugenics Lynn considera qué medidas

Prof. Richard Lynn

Prof. Richard Lynn (Prof. Emeritus, University of Ulster.

deberían tomarse para rectificar el ‘deterioro genético’ que, según él, sufre la humanidad. Predice que se producirá una selección genética de embriones in vitro. El fantasma de la “raza superior” parece saludar con sonrisa siniestra. DW-WORLD habló sobre el tema con el Dr. Eckhard Winderl, psicólogo y asesor en la cadena alemana NDR (Norddeutscher Rundfunk). ¿Vuelta a la edad más oscura?

“Las afirmaciones de Lynn son absolutamente arbitrarias y responden a intereses sociopolíticos de ciertos sectores, además de causar sensación en los medios, de los cuales muchos ni siquiera cuestionan su seriedad científica”, piensa el Dr. Winderl. “Desentierra conceptos racistas y colonialistas en tanto dice que ciertas etnias tienen una inteligencia inferior a otras”, asevera.

Según Lynn, los alemanes, junto con los

Schulkinder in Kilifi (Kenia)

Niños kenianos en la escuela.

holandeses, cuentan con un CI de 107, superando a polacos (106), suecos (104) e italianos (102). Atrás quedan los británicos con un CI de 100, antes de los franceses (94), y por último la naturaleza dotó, según Lynn, a rumanos, turcos y serbios con menos de eso. A escala mundial, los asiáticos tendrían 105, los europeos 100, los sudasiáticos 90, los indígenas americanos y los aborígenes australianos 90, y los africanos del sub-Sahara, 75, rozando casi la animalidad. La masa cerebral no determina la inteligencia

Según el Dr. Winderl, el CI o la masa cerebral no determinan la inteligencia de una persona. “Es sólo el resultado de una serie de tests, relativos al medio y a la experiencia de diferentes individuos. No pueden aplicarse los mismos ejercicios a todos los seres humanos, ni siquiera a un grupo de personas que habitan el mismo país”. “La inteligencia de una comunidad se mide por su nivel educativo, que a su vez depende de los factores económicos y sociales

Model vom Gehirn

Ni el sexo ni el tamaño del cerebro hacen a la inteligencia de una persona.

a su alcance”, comenta. Para Winderl, no es lo mismo la inteligencia de un groenlandés que la de un alemán. “En Groenlandia un alemán tal vez no podría sobrevivir, ya que carece de los conocimientos necesarios para, por ejemplo, diferenciar los 30 tipo distintos de hielo que existen allí”.

“Los africanos del Sub-Sahara conocen cientos de tipos distintos de nubes y de calidad del viento, lo que les permite saber si contarán con agua”, continúa. Esto es, cuentan con inteligencia perceptiva en un contexto determinado. “La inteligencia sólo se puede medir y determinar en forma práctica y concreta y el entorno influye en ella”, dice el Dr. Winderl.

Lea en la p ágina siguiente por qué el hombre no es más inteligente que la mujer.

Páginas 1 | 2 | Artículo completo

Enlaces externos