La Comisión propone un fondo europeo contra la pandemia | Europa | DW | 02.04.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Europa

La Comisión propone un fondo europeo contra la pandemia

La alemana Ursula von der Leyen se disculpó con Italia por la forma en la que se había abordado desde Bruselas la crisis provocada por la pandemia de coronavirus.

"En esta crisis de coronavirus, sólo la más fuerte de las respuestas servirá", dijo el jueves (02.04.2020) la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, al anunciar un plan para establecer un fondo para conceder préstamos a los países más afectados por la pandemia de COVID-19, como España e Italia, y ayudarles a costear medidas destinadas a evitar los despidos. "Con este nuevo instrumento de solidaridad, movilizaremos 100.000 millones de euros para mantener a la gente en sus puestos de trabajo y en sus negocios", añadió.

"Estamos aunando esfuerzos con los estados miembros para salvar vidas y proteger los medios de subsistencia", dijo en su rueda de prensa Von der Leyen, quien había adelantado el anuncio disculpándose públicamente a través de una carta abierta en el diario italiano La Repubblica por la falta de solidaridad con la que la Unión Europea había abordado inicialmente la crisis provocada por la pandemia. Era su respuesta a otra carta en el semanario alemán Die Zeit que el primer ministro italiano Giuseppe Conte publicó también hoy.

El proyecto tiene todavía que ser aprobado por los estados miembro

La iniciativa, bautizada como "SURE", tendrá que ser aprobada por los países de la Unión Europea, que la debatirán en la reunión del Eurogrupo del próximo 7 de abril, donde se espera que adopten más medidas ante una crisis que ha obligado a paralizar gran parte de la actividad económica y amenaza con disparar los niveles de paro, como revelan ya los indicadores de marzo.

Bruselas plantea en concreto que los países utilicen la financiación comunitaria para sufragar sus sistemas de empleo temporal, por los que las empresas mantienen contratados a los trabajadores aunque caiga o cese su actividad y el Estado interviene con ayudas públicas para pagar los salarios. Los en España denominados ERTE (Expedientes de Regulación Temporal de Empleo), pero quizá podrían también financiarse las medidas de apoyo a los autónomos.

Estar preparados para la recuperación

"El confinamiento ha paralizado la oferta y la demanda. Muchas empresas se han quedado sin ingresos y si no hacemos nada tendrán que despedir a sus trabajadores. Como consecuencia, cuando el motor de la economía mundial se reanude, no tendrán la fuerza laboral que necesitan, perderemos mercados y esto limitará nuestra recuperación", explicó Von der Leyen, en su rueda de prensa.

Para conseguir estos 100.000 millones de euros en financiación, la Comisión Europea emitirá deuda en el mercado respaldada por los avales que deberían aportar todos los Estados miembros, en función de su renta nacional bruta, lo que supone que los más ricos deberían contribuir más. Para que pueda echar a andar, sin embargo, se necesita un mínimo de 25.000 millones de euros en avales (25% del total) y que los Veintisiete hayan contribuido. Von der Leyen aseguró que todos los países con los que ha debatido la propuesta se han mostrado de acuerdo con la misma.

La propuesta no prevé una asignación para cada uno de los Estados de la UE, sino que cada país deberá solicitar un préstamo si lo necesita. Sin embargo, fija como límite que los tres países que más fondos reciban no podrán copar más de 60.000 millones entre los tres. La Comisión evaluará las peticiones y determinará las cuantías y condiciones, incluido el plazo. Al contrario que con las ayudas del fondo de rescate, estos préstamos no tendrían condiciones macroeconómicas o en términos de reformas estructurales.

Un adelanto del programa de Reaseguro Europeo de Desempleo

El fondo "SURE" es la versión de "emergencia" del Reaseguro Europeo de Desempleo, una propuesta de instrumento permanente para que la UE complemente los sistemas de paro nacionales.  Bruselas, que tenía pensado presentar a finales de año esta iniciativa, reclamada entre otros por España, mantiene la intención de hacer una propuesta a largo plazo una vez pase la emergencia actual.

Tras el claro rechazo de Holanda y Alemania, entre otros, a la emisión de deuda mutualizada -los llamados 'coronabonos'- que reclaman España, Italia y otros siete países, y las reticencias del Sur a activar el Mecanismo Europeo de Estabilidad (el fondo de rescate) por las condiciones y el estigma que conlleva, en los últimos días han surgido nuevas ideas que salen de esta dicotomía.  El fondo contra el paro que propone Bruselas podría generar menos reticencias entre los países del Norte. De hecho, el ministro de Finanzas alemán, Olaf Scholz, ya se mostró el año pasado partidario de establecer un seguro de desempleo comunitario.

lgc (efe/reuters/ap)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad