Jorge Zorreguieta, ¿al menos ″moralmente culpable″? | Europa | DW | 19.03.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa

Jorge Zorreguieta, ¿al menos "moralmente culpable"?

La Justicia holandesa no investigará el rol del padre de la princesa Máxima durante la dictadura militar en Argentina. Según experto, hay suficientes motivos para abrirle una causa y lo ideal sería hacerlo en Argentina.

Máxima y el príncipe consorte, Guillermo Alejandro de Holanda, junto a los padres de Máxima, en La Haya.

Máxima y el príncipe consorte, Guillermo Alejandro de Holanda, junto a los padres de Máxima, en La Haya.

El padre de la princesa Máxima de Holanda, Jorge Zorreguieta, no será perseguido por la Justicia de los Países Bajos, según informó un portavoz del Ministerio Público holandés citado por la agencia ANP. Los familiares de Leonardo Samuel Slutzky, desaparecido durante la dictadura militar en Argentina (1976-1983), habían presentado en septiembre de 2011 querella contra Jorge Zorreguieta ante la Justicia holandesa.

De acuerdo con fuentes citadas por ANP y por la televisión estatal NOS “no se han encontrado suficientes elementos probatorios” en la querella presentada por la familia de Leonardo Slutzky que justifiquen la apertura de un expediente contra el padre de la princesa consorte. La hija de Slutzky se exilió y vive actualmente en Holanda.

Según el portavoz del Ministerio Público holandés, entre las pruebas aportadas no se hallan indicios lo suficientemente sólidos como para afirmar que el padre de la princesa Máxima estuvo implicado de manera concreta en desapariciones de personas durante el régimen de la dictadura presidida por Jorge Rafael Videla, durante la cual Zorreguieta fue secretario de Agricultura y Ganadería. Pero “iniciar una investigación es lo mínimo que se debería hacer", dijo, en conversación con DW, el abogado Wolfgang Kaleck, miembro de la Coalición contra la Impunidad (organización que trabaja por el esclarecimiento de desapariciones de ciudadanos alemanes y descendientes de alemanes durante la última dictadura argentina), y del Centro Europeo por los Derechos Humanos y Constitucionales (ECCHR).

El rol de la clase política durante la dictadura argentina

Jorge Zorreguieta, padre de la princesa Máxima de Holanda.

Jorge Zorreguieta, padre de la princesa Máxima de Holanda.

“Creo que si la Justicia holandesa aplicase las figuras jurídicas que se han desarrollado, por ejemplo, en Alemania en los últimos años sobre la responsabilidad de los líderes políticos y militares en su rol de controladores de un aparato que cometió violaciones sistemáticas a los derechos humanos, eso ya sería suficiente como para iniciar una investigación”, señaló el jurista.

Según Kaleck, el hecho de que Jorge Zorreguieta se haya desempeñado como secretario de Agricultura y Ganadería de la dictadura militar en Argentina ya es motivo suficiente. “No fueron solamente los militares los que manejaron los hilos de la dictadura, sino que también hubo cómplices civiles que actuaron desde el gobierno. A mi entender, no es necesario más”, dijo Kaleck a Deutsche Welle. Aunque la investigación no desemboque en una acusación cien por ciento formal, subraya Wolfgang Kaleck, sí se debería examinar la manera en que estuvo involucrado el ministerio de Agricultura y Ganadería en la represión a los opositores al régimen.

“El Gobierno de Holanda debería haber iniciado una investigación”

“¿Cómo puede la Justicia holandesa esperar la denuncia de un familiar argentino, representado por su abogada holandesa, para actuar?”, se pregunta Wolfgang Kaleck. “¿Y cómo puede cerrar el caso antes de comenzar a investigar?" Para Kaleck, es tarea de la Justicia y de la política holandesa investigar el rol que pudo haber tenido el padre de la princesa Máxima de Holanda durante la dictadura, independientemente de denuncias privadas.

Según la opinión de Kaleck, la Justicia holandesa está creando una cierta “inseguridad” jurídica, ya que no queda claro qué quiere decir con que no hay suficientes evidencias. “¿Significa eso que si las próximas denuncias aportan más evidencias, eso será razón suficiente como para abrir una causa? ¿O la Justicia está diciendo que se ha investigado lo suficiente sobre el rol de Zorreguieta y que tiene una posición firme, es decir, que piensa que éste no participó en la represión ni en los asesinatos durante la dictadura?”

El argumento de la falta de evidencias tendría validez en una querella privada, en la cual se alega que alguien no aporta suficientes pruebas para no iniciar una investigación. Pero este caso está relacionado con los derechos humanos y es de interés público: “la sociedad holandesa debe saber la verdad acerca del rol del padre de la princesa Máxima en la dictadura", agrega el abogado. Una dictadura que hizo desaparecer, torturó y mató a cerca de 30.000 personas.

Investigaciones en Argentina

Boda real de Máxima Zorreguieta con el príncipe consorte, Guillermo Alejandro de Holanda.

Boda real de Máxima Zorreguieta con el príncipe consorte, Guillermo Alejandro de Holanda.

En Argentina, donde reside Jorge Zorreguieta, hay grupos que están investigando el papel del padre de la princesa Máxima de Holanda durante la dictadura, dice Kaleck. Se investiga a una gran cantidad de personas, y es un hecho que, en el proceso de elaboración de los crímenes cometidos por la dictadura militar en Argentina, el lenguaje se ha modificado. La sociedad argentina ya no habla de “dictadura militar”, sino de “dictadura cívico-militar”, aludiendo a la influencia y participación de los líderes políticos y económicos desde el gobierno en las violaciones a los derechos humanos.

Según Kaleck, es posible que surjan en Argentina nuevos intentos de investigar a Jorge Zorreguieta. Y que Holanda anule el inicio de una investigación no significa que el padre de Máxima no haya estado involucrado en la represión sistemática. Sin ir en desmedro de los intentos de familiares de desaparecidos de que esas medidas se lleven a cabo en Holanda, para Kaleck, a Zorreguieta se lo debe investigar y, dado el caso, juzgar en Argentina.

"Jorge Zorreguieta es culpable, al menos, moralmente"

Máxima conquistó el corazón de los holandeses y el del príncipe Guillermo.

Máxima conquistó el corazón de los holandeses y el del príncipe Guillermo.

Por el momento, el servicio oficial de prensa de la Casa Real holandesa no ha querido pronunciarse acerca de si la decisión de no procesar a Jorge Zorreguieta supone el levantamiento del veto de La Haya, que prohibió al padre de Máxima viajar a Holanda y estar presente durante su casamiento por la iglesia, el 2 de febrero de 2002. En aquel entonces, el primer ministro socialdemócrata holandés Wim Kok, del Partido del Trabajo (PvdA), prohibió la asistencia a la boda real de Zorreguieta debido a su pasado político. Y tampoco la madre, María del Carmen Cerruti, asistió a la boda, lo cual significó un duro golpe para Máxima.

Hasta el momento, el padre de la princesa Máxima de Holanda nunca se arrepintió públicamente de haber participado en la dictadura militar en Argentina. Wolfgang Kaleck opina que “según el derecho penal, es claro que Jorge Zorreguieta fue miembro del gobierno de Videla durante una época en la que Argentina fue escenario de la más cruenta de las represiones. Y es imposible que una persona así viaje a Holanda y se le dé la bienvenida. Más allá de toda evaluación jurídica, es algo moralmente inaceptable”, dice.

Y aclara que, desde el punto de vista político, no en todos los casos es necesario contar con una sentencia. A veces es suficiente con declarar la culpabilidad moral de una persona. “Eso está bastante claro. No hay ninguna duda de que Zorreguieta es culpable, al menos, moralmente", dice el jurista, y agrega: "Pienso que hay suficientes motivos como para abrirle una causa, y espero que eso suceda en algún momento, en Holanda o en Argentina."

Autora: Cristina Papaleo
Editora: Rosa Muñoz Lima

DW recomienda

ADVERTISEMENT