Jóvenes piden renovación antes del congreso del SPD | Alemania | DW | 21.04.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Alemania

Jóvenes piden renovación antes del congreso del SPD

El Partido Socialdemócrata Alemán obtuvo su peor resultado electoral en 2017, pero también logró una inscripción histórica de nuevos miembros. Muchos de ellos son jóvenes que ahora exigen una reorganización radical.

Parece que los estudiantes se adueñaron de la sede del Partido Socialdemócrata Alemán (SPD). 200 miembros de las Juventudes Socialdemócratas (Jusos) acuden en masa a la fría casa de Willy Brandt. El tema que los convoca suena bastante correcto: "¿Cómo continuar con el SPD?”. Al interior se ven grandes pancartas que muestran lo que realmente quieren: "Renovar el SPD en su contenido, personal y estructura”.

Kevin Kühnert, presidente nacional de los Jusos, es el anfitrión. El estudiante de Ciencias Políticas de 28 años es el crítico más destacado del "viejo SPD”. Fue llamado "líder de una rebelión” porque estaba en contra de una nueva edición de la coalición gobernante con los conservadores de Angela Merkel. Con su campaña NoGroko, sus Jusos fracasaron por poco. "La mayor parte de la decepción que sentía ha disminuido”, dice Kühnert, renovando su atrevido objetivo por la salvación de la socialdemocracia.

Lea también:

Alemania: CDU y SPD sellan nueva edición de la gran coalición

El SPD dijo “sí” a la gran coalición, pero ¿por convicción?

Kühnert habla no solo del SPD después de sus peores resultados (20,5 por ciento) en las últimas elecciones para el Bundestag, sino que apunta a la disminución de la socialdemocracia en general. En Europa están "programáticamente desactualizados", dice. En muchos países, los partidos de centroizquierda están incluso peor que en Alemania. Que el SPD ahora cogobierne es un problema, dice, porque su impronta ideológica no está clara.

Los Jusos demandan más poder y un giro a la izquierda

Para los Jusos, el perfil del partido debe estar claramente orientado a la izquierda. Kühnert pide un cambio de rumbo, especialmente en lo referente a política social. Los impuestos establecidos por el SPD hace 15 años, que implantaron recortes en el estado de bienestar  y son conocidos como "leyes Hartz” o "Agenda 2010” son para Kühnert el principal problema o el momento en que se alejaron de sus verdaderos valores políticos, y de esa manera han perdido partidarios de forma masiva. Kühnert pide más dinero para los desempleados y también "medidas para distribución de la riqueza” en Alemania, "lo que les dolerá a muchos”.

Kühnert y sus Jusos lucharán por dirigir el SPD hacia ese rumbo. Aunque actualmente solo el 11 por ciento de los miembros del partido tiene menos de 35 años y, por lo tanto, forman parte de la juventud socialdemócrata, recientemente muchos miembros mayores se han reunido con estos jóvenes. "Ahora somos un factor político”, dice Kühnert y reclama consciente de su propio valor "abrir la boca para ganar espacios". Para el SPD establecido esto debe sonar como una amenaza después de la crítica de los Jusos en los últimos meses.

Renovación, el futuro programa del partido

Sin embargo, los miembros más jóvenes tienen que ofrecer algo, ellos también los saben. El secretario general del SPD, Lars Klingbeil, tiene la tarea de renovar su partido. Para mostrar cómo, Klingbeil los invitó a un moderno lugar en Berlín Mitte. En este "campamento base” intenta, con su café-bar y mucha gente más bien joven, impulsar la organización de uno de los partidos más antiguos de Alemania.

Klingbeil se para frente a una enorme pantalla de tono rosa brillante donde habla de la "pérdida de confianza" entre los votantes y el partido. "El SPD es percibido como anticuado, demasiado lento, demasiado contradictorio, demasiado inconstante", dice. Klingbeil quiere cambiar todo eso. En dos años, el SPD debería ser "programático, organizacional y culturalmente" nuevo.

Koalitonsverhandlungen SPD CDU CSU (Reuters/H. Hanschke)

Andres Nahles sería la próxima líder del SPD alemán.

Hasta entonces, el partido encontrará en encuestas en línea, en la aplicación del SPD y en "campamentos de debate" respuesta a su pregunta central ¿qué significa el SPD? O más precisamente, ¿cómo puede el SPD proporcionar más justicia y reaccionar ante la digitalización? ¿Cómo concibe su propio estado y las relaciones internacionales? Ya hay muchos documentos y posiciones sobre todos los temas, pero la base (joven) podría tener ahora más voz.

El SPD tiene muchos hombres mayores

Margan Sharifzada sube al escenario. Tiene 26 años y nació en Kabul. Viste una camiseta a rayas. Describe su iniciativa DisruptSPD simplemente como la "cueva de los leones" para un partido que "ha perdido el valor de hacer renovaciones" debido a sus miembros predominantemente mayores. El grupo ahora invita a 100 jóvenes cuyas ideas para el futuro del SPD van a ser canalizadas por un experimentado "equipo de impacto” del partido.

Joven, mujer y de origen no alemán, la ponente Elisa Gutsche echa de menos a camaradas como Margan Sharifzada. Gutsche calcula que de los seis ministros y 29 secretarios de Estado que tiene el SPD en el Gobierno, sólo el ministro de Justicia tiene una historia de migración (viene del Reino Unido). 14 de las 16 facciones del SPD en los parlamentos estatales están dirigidas por hombres y en el Bundestag también faltan mujeres. "El SPD tiene un gran problema allí”, dice.

Andrea Nahles también encarna la renovación

La dirección del partido también ha reconocido el problema. "En la representación tenemos que mejorar", dice Lars Klingbeil. Después de todo, el SPD votará en su congreso de este fin de semana, casi de seguro, a Andrea Nahles, de 47 años, como la primera mujer en liderar el SPD en sus más de 150 años de historia. Un partido cuyos miembros tienen en promedio 60 años y en el que 68 por ciento son hombres, la exjefa de los Jusos personifica bastante bien la renovación.

Para su sucesor Juso, Kevin Kühnert, los datos personales no son decisivos. A él le preocupa "superar la desigualdad social" en Alemania y Europa. A diferencia de, por ejemplo, los jóvenes socialistas franceses, que acaban de dejar su partido materno, los jóvenes Kühnerts quieren estar involucrados en la renovación. Para Kühnert es el plan, pero al mismo tiempo expresa su "sano escepticismo" ante los planes de Klingbeil y compañía. Por lo tanto, el liderazgo del SPD puede seguir contando con nuevos vientos en contra.

Autor: Fabian Von der Mark (MN/RRR).

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad