Irma pierde fuerza en Cuba y va camino de Florida | América Latina | DW | 09.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

Irma pierde fuerza en Cuba y va camino de Florida

Irma, el huracán más poderoso registrado en el Atlántico, ha dejado al menos 18 muertos a su paso por las Antillas Menores y Puerto Rico y ha destruido la isla de Barbuda y la parte francesa de San Martín.

El huracán Irma sigue perdiendo fuerza este sábado (09.09.2017), tras tocar tierra en la noche de ayer en la costa norte de Cuba. El centro de Cuba amaneció hoy con los estragos causados por los vientos huracanados. Aun así, se mantiene como categoría 4, después de que sus vientos pasasen en las últimas horas de 250 kilómetros por hora a 215, informó hoy el Centro Nacional de Huracanes de EEUU. A las 08.00 hora local, el ojo de Irma se ubicaba a 135 kilómetros al este de Caibarién, en Cuba, y a 440 al sur-sureste de Miami y avanzaba a una velocidad 19 kilómetros por hora en dirección oeste.

Según el último boletín del Centro Nacional de Huracanes de EE.UU., con sede en Miami, Irma podría girar hacia el noroeste a finales del día de hoy. De esta forma, el ojo del huracán se movería cerca de la costa norte Cuba a lo largo del día de hoy, llegaría a los Cayos de Florida el domingo por la mañana y luego la costa suroeste de esta península el domingo por la tarde.

"Poderoso huracán" a pesar de su debilitamiento

Irma, el huracán más poderoso registrado en el Atlántico, ha dejado al menos 18 muertos a su paso por las Antillas Menores y Puerto Rico y ha destruido la isla de Barbuda y la parte francesa de San Martín. La "interacción" producida al tocar tierra en Cuba ha "debilitado el huracán un poco" y sus vientos máximos sostenidos han disminuido a cerca de 215 kilómetros por hora, con ráfagas más altas, señala el NHC.

Cuando se aleje de Cuba, Irma seguirá siendo un "poderoso huracán" a medida que se acerque a Florida, que lleva días preparándose para el embate del considerado ciclón más poderoso registrado nunca en el Atlántico. Los vientos de fuerza de huracán se extienden desde su centro hasta los 110 kilómetros y los vientos de tormenta tropical  se sienten a 315 kilómetros del centro de Irma. Estos vientos y la presión atmosférica que genera Irma, pueden provocar un aumento del nivel del mar en el sureste de Florida, desde Captiva a Cape Sable, de 2,4 a 3,6 metros de altura. Más al norte, hasta la ciudad de Venice serían de 1,5 a 2,4 y hasta Tampa de 1,5.

En dirección a Florida

En la costa este, desde Cabo Sable a Boca Ratón, incluyendo los Cayos de Florida y Miami, el nivel del mar podría subir de 1,5 a 3 metros, cifras que bajarían a 0,6 a 1,2 metros desde Boca Ratón al condado de Volusia. Además, la combinación de las "grandes y destructivas" olas y la fuerte marejada ciclónica puede provocar que el nivel del mar crezca de 1,5 a 3 metros en la zona en alerta de la costa norte de Cuba y de hasta 6,1 metros en Ragged Island, en las Bahamas, mientras que las islas centrales y del noroeste de este archipiélago podría hacerlo hasta 2 metros. El NHC prevé que las acumulaciones de lluvia hasta la noche del próximo martes sean de 254 a 381 milímetros en el norte de Cuba, con zonas aisladas de hasta 508. Para el sur de la isla las cifras bajan de 127 a 254 milímetros, aunque podrían darse casos de hasta 381 milímetros.

En las islas más occidentales de Bahamas podrían caer hasta 152 milímetros, y en los Cayos de Florida de 254 a 508, con casos aislados de hasta 635 milímetros. Para la península de Florida y el sureste del estado de Georgia anticipan lluvias por un total de 203 a 381, hasta un máximo de 508 milímetros. En estas zonas, alertan, se podrían producir inundaciones mortales, riadas y corrimientos de tierra, a lo que habría que sumar posibles tornados durante el día de hoy en el sur de Florida.

Evacuación de 6,3 millones de personas

El gobernador de Florida, Rick Scott, informó que han ordenado la evacuación de 6,3 millones de personas del estado ante la llegada de Irma, que debido a su cambio de la trayectoria obligó a las autoridades a aumentar la cifra de evacuados.

"No sobrevivirás el aumento del nivel del mar", dijo Scott en referencia al peligro que vive toda la costa oeste del estado. "Necesitas evacuar, no esta noche, no en una hora, tiene que ser ahora mismo", reiteró el gobernador en rueda de prensa.

A Florida han llegado ya las bandas exteriores de Irma, que tiene un ancho de unos 500 kilómetros. De esta forma, ya se sienten los efectos del ciclón, que ha dejado fuertes rachas de viento y precipitaciones en zonas aisladas del sur del estado, provocando que más de 29 mil personas estén sin electricidad, según cifras de la División de Emergencias de Florida.

Además de los 6,3 millones de personas a las que se ha pedido que evacúen, en Georgia han recibido idéntica instrucción 540 mil personas, mientras que en Carolina del Sur se pidió a la población costera que abandone la zona. 

MS (efe/dpa/afp)

DW recomienda