Inversión china en Alemania: ¿Cómo detener al dragón? | El Mundo | DW | 05.02.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Inversión china en Alemania: ¿Cómo detener al dragón?

En 2016, los inversionistas chinos compraron más compañías en Europa que en los cuatro años anteriores, y la mayoría en Alemania.La tendencia no continuó en 2017, pero eso no se debió a la falta de dinero chino.

Espectáculo con motivo de la fundación de la Asociación china Qipao en Neuss, Alemania

Espectáculo con motivo de la fundación de la Asociación china "Qipao" en Neuss, Alemania

Sun Yi, quien dirige la oficina de servicios empresariales de China en las oficinas alemanas de la consultora EY (antes Ernst & Young), no revela exactamente cuántas compañías alemanas fueron adquiridas por los chinos en 2017. Pero una cosa sí es clara: son menos que en 2016.

Lea más:

Alemania exige a China "igualdad de trato" para empresas

Capital chino de compras en Alemania

Ese año, Alemania fue el destino de inversión más popular para las empresas chinas en Europa. Los empresarios de Pekín se hicieron con 68 compañías alemanas. Según su explicación, "en noviembre de 2016, el gobierno chino acordó controlar estrictamente el flujo de capital en el extranjero", le dice a DW.

Desde entonces, los vendedores alemanes han exigido sumas más altas, como garantía. "El dinero tiene ahora que depositarse en una cuenta en Alemania, o un banco tiene que dar una garantía", cuenta Sun Yi y agrega que "algunas adquisiciones han fracasado desde entonces".

El miedo alemán a los chinos

Los obstáculos recientes no son solo regulatorios. En Alemania aumenta un perceptible malestar ante el ímpetu de la inversión china. "Estamos viendo una creciente influencia del Partido Comunista chino en la empresa privada. Eso nos molesta", dijo a DW Dieter Kempf, de la Federación alemana de la Industria (BDI).

"Mientras el presidente chino, Xi Jinping, aboga por el libre comercio en la reunión anual del Foro Económico Mundial 2017, el Partido Comunista no oculta su deseo de dominar ciertas industrias, sobre todo de la tecnología, y destronar a sus actuales gerentes”, advierte Kempf. Con la estrategia estatal "Made in China 2025" Pekín busca apoderarse de importantes sectores industriales.

La "avanzada autoritaria”

Las preocupaciones sobre la creciente influencia de China en Europa, no son solo económicas sino también políticas, así se menciona en un reciente documento de MERICS, el Instituto Mercator de Estudios de China, con sede en Berlín, titulado: "Avanzada autoritaria: respondiendo a la creciente influencia política de China en Europa". El informe se ocupa principalmente de cuestiones políticas, pero también insta a la acción de la UE en algunos frentes económicos, especialmente sobre cómo el bloque debe manejar la inversión china.

El análisis habla de que "la UE necesita continuar proporcionando alternativas a las promesas de inversiones chinas en países europeos" y necesita evitar escenarios donde el fracaso de sus empresas vitales le abran la puerta a la inversión china”.

El informe también dice que la UE debería emplear un mecanismo de "selección" que evite cualquier inversión china que se considere "contraria a los intereses europeos" y concluye, por último, que "si bien la UE debería dar la bienvenida a la inversión extranjera en general, debe ser capaz de detener cualquier toma de control por parte de empresas manejadas por un Estado en sectores sistémicamente importantes".

Zhang Danhong (JOV/ CP)

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube |  

DW recomienda

Publicidad