Hackeo de 2013 afectó a las 3.000 millones de cuentas de Yahoo | Ciencia y Ecología | DW | 04.10.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ciencia y Ecología

Hackeo de 2013 afectó a las 3.000 millones de cuentas de Yahoo

Las 3.000 millones de cuentas que tenía Yahoo en 2013 se vieron afectadas por un robo masivo de datos ese año, informó la noche del martes el nuevo dueño de la empresa, el proveedor Verizon.

Hasta el momento se había hablado siempre de 1.000 millones de cuentas y ya con esa cifra se trataba del mayor robo de datos registrado. Sin embargo, recientemente se recibió información que apuntaba a un mayor número de cuentas afectadas, según explicó Verizon.

Entre los datos robados no se encontraban ni contraseñas sin texto codificado ni información sobre tarjetas de crédito o cuentas bancarias, aseguró la empresa.

Según la información obtenida hasta ahora, los atacantes tuvieron acceso a nombres, cuentas de correo electrónico, números de teléfono y contraseñas indescifrables. El problema es que también podrían haberse visto afectadas las respuestas a las preguntas de seguridad que debe responder el usuario cuando ha olvidado su contraseña y que también podrían aparecer en otras webs.

Yahoo destacó que el año pasado se repusieron todas las respuestas no cifradas de todas las cuentas.

Ver el video 02:10
Now live
02:10 minutos

Filtración de Yahoo y sus consecuencias

Aún sigue sin estar claro cuántas cuentas pertenecían a un usuario activo en el momento del ataque. Las cuentas afectadas formaban parte de varios servicios de Yahoo.

La empresa supone que tras el ataque se encontraban hackers relacionados con organismos estatales, aunque no mencionó ningún país en particular. Sin embargo, en la mayoría de los casos, con este tipo de formulación se suelen referir a atacantes rusos o chinos.

Yahoo admitió el año pasado haber sufrido un hackeo en 2014 en el que se vieron comprometidos 500 millones de cuentas. Y poco después se dio a conocer el ataque de 2013.

La revelación de la información condujo a que el valor de compra de Yahoo se redujera en 350 millones de dólares. Aun así Verizon pagó casi 4.500 millones de dólares, mientras que la presidenta en aquel momento de Yahoo, Marissa Mayer, renunció a bonificaciones.

Se descubrió que el ataque había tenido una mayor envergadura cuando se integró el sistema de Yahoo en Verizon, según explicó esta empresa.

CP (efe, rtr)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

Publicidad