¿″Green Card“ europea para inmigrantes? | Así es Alemania | DW | 11.01.2005
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Así es Alemania

¿"Green Card“ europea para inmigrantes?

La Comisión Europea inicia el proceso para un sistema común de admisión en la Unión Europea. Las propuestas incluyen también un permiso de residencia similar a la “Green Card” (tarjeta verde) estadounidense.

Verde que te quiero verde...

Verde que te quiero verde...

La Comisión Europea considera “crucial” tener un sistema común para la admisión de inmigrantes económicos que permita controlar un flujo de trabajadores “necesario para cubrir las necesidades del mercado de trabajo en la UE”. Por ello, el Ejecutivo comunitario aprobó este martes un “libro verde” en el que plantea diversas propuestas e ideas con las que pretende poner en marcha un debate público que culmine a finales de este año con una propuesta oficial para desarrollar un enfoque comunitario en la gestión de la inmigración económica.

Franco Frattini

Franco Frattini

El comisario europeo de Libertad, Seguridad y Justicia, Franco Frattini, afirmó en una rueda de prensa que la inmigración económica “no es una amenaza sino una contribución potencial” al crecimiento europeo, por lo que hay que “alentar a la sociedad civil a mirar a estos inmigrantes más como una oportunidad que como un riesgo”.

Ejemplo estadounidense

En el documento elaborado por los servicios de Frattini en colaboración con los del comisario de Empleo y Asuntos Sociales, Vladimir Spidla, hay cabida para todo tipo de propuestas, incluida la de emitir un permiso de residencia similar a la “Green Card” (tarjeta verde) estadounidense.

Esta “es una de las opciones contempladas”, a petición de algunos Estados, y sobre las que la UE decidirá una vez consultados todos los actores institucionales y sociales y celebrada una audiencia prevista para julio en el Parlamento Europeo.

Trabas

La Comisión plantea igualmente diversas formas de armonización legislativas, desde un enfoque general a propuestas sectoriales o procesos especiales en caso de necesidades puntuales de mano de obra. Entre las cuestiones que se quieren aclarar está la aplicación del principio de preferencia comunitaria, que establece que a la hora de aceptar la entrada de un trabajador de un país tercero deberá comprobarse previamente que la labor que va a realizar no puede ejercerla ningún ciudadano nacional o comunitario o un extranjero residente.

También si la admisión de esos trabajadores extranjeros debe ser condicionada a la existencia de un empleo concreto o si sería eficaz poner en marcha un sistema común de selección que tenga en cuenta las necesidades específicas de cada país. Otros temas que deben ser debatidos son los derechos de que deben gozar los inmigrantes económicos o las medidas de integración.

DW recomienda