Fiscales pedirán al Vaticano acceso al informe sobre abusos en Chile | América Latina | DW | 18.07.2018
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

América Latina

Fiscales pedirán al Vaticano acceso al informe sobre abusos en Chile

La Justicia chilena busca determinar si en el contenido de dicho informe existen otros antecedentes adicionales o eventualmente algunas otras víctimas de delitos de abusos sexuales.

Dos fiscalías chilenas que investigan casos de abusos sexuales cometidos por sacerdotes dijeron este martes (17.07.2018) que pedirán al Vaticano acceso al informe que elaboró el arzobispo de Malta, Charles Scicluna, sobre la situación de la Iglesia en el país.

"Vamos a preparar un requerimiento internacional a fin de que se nos remita el informe que elaboró en su momento monseñor Scicluna", dijo a la radio Bío-Bío el fiscal de Santiago, Raúl Guzmán, quien está a cargo de una denuncia al interior de la Congregación de los Hermanos Maristas.

Según Guzmán, lo que se busca es "determinar si en el contenido de dicho informe existen otros antecedentes adicionales o eventualmente algunas otras víctimas de delitos de abusos sexuales por parte de miembros de la Congregación Marista que estamos investigando".

Lo mismo pretende Sergio Moya, fiscal jefe de Rancagua (85 kilómetros al sur de Santiago, en la región de O'Higgins), en el marco de la investigación contra el ex canciller del arzobispado de Santiago Oscar Muñoz Toledo por supuestos abusos sexuales y por los que fue arrestado la semana pasada. "Es sabido que en la causa del señor Muñoz Toledo él se autodenunció y queremos saber si los antecedentes que tenemos en nuestro poder están completos", dijo Moya a la emisora.

El terremoto tras el informe

Scicluna viajó en febrero a Chile a petición del papa Francisco para que investigara in situ la situación de la Iglesia chilena, la denuncias de abusos cometidos por religiosos y, puntualmente, el caso del entonces obispo de Osorno, Juan Barros, acusado de encubrimiento. Para eso Charles Scicluna mantuvo 64 entrevistas.

El informe de 2.300 páginas del arzobispo de Malta y del sacerdote español Jordi Bertomeu provocó un verdadero terremoto, ya que el pontífice convocó en mayo a todos los obispos chilenos a Roma y allí le pidió a la totalidad de los miembros de la Conferencia Episcopal que pusieran sus cargos a disposición. Hasta ahora, de los 31 obispos chilenos, el papa le ha aceptado la renuncia a cinco de ellos.

La decisión de entregar o no el informe Scicluna a la Justicia chilena está en manos de Francisco, debido a que ese documento está supuestamente amparado en el llamado "secreto pontificio" para proteger la privacidad de las personas que entregaron sus testimonios.

En medio de esta tormenta que vive la Iglesia católica chilena, hoy se informó que el arzobispo de Concepción (500 kilómetros al sur de Santiago), Fernando Chomalí, suspendió de sus funciones al sacerdote Hernán Enríquez Rozas. Eso después que se divulgara una carta anónima donde se acusa a Enríquez de haber violado a un menor de edad en 2002. Chomalí explicó que la suspensión de las funciones del sacerdote se mantendrá mientras dure la investigación y que ya en 2009 la misma denuncia llegó a la justicia civil pero fue entonces desestimada.

CT (dpa, El Mercurio) 

Deutsche Welle es la emisora internacional de Alemania y produce periodismo independiente en 30 idiomas. Síganos en Facebook | Twitter | YouTube | 

DW recomienda