Estado federado alemán ayuda a 19 países en lucha contra fraude fiscal | Alemania | DW | 05.08.2016
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

Estado federado alemán ayuda a 19 países en lucha contra fraude fiscal

El estado federado de Renania del Norte-Westfalia, en el oeste de Alemania, proporcionó más de 100.000 datos bancarios sospechosos a 19 países europeos. El estado germano es conocido por su lucha contra el fraude fiscal.

Las informaciones, que llegaron a las manos de los inspectores fiscales del estado en parte de forma anónima, afectan a cuentas en bancos en Luxemburgo y en Suiza, declaró este viernes (05.08.2016) el ministro de Finanzas regional, Norbert Walter-Borjans.

Las autoridades fiscales de los países europeos recibieron también acceso a importante información sobre la gestión de grandes bancos, agregó.

El estado de Renania del Norte-Westfalia es conocido por su lucha contra el fraude fiscal. Desde 2010 ha recibido once dispositivos de almacenamiento con datos sobre presuntos defraudadores fiscales.

El estado ya proporcionó en abril un gran número de datos a 27 países. Se trataba de miles de cuentas sospechosas de particulares extranjeros y empresas por un total de hasta 100.000 millones de francos suizos (cerca de 93.000 millones de euros).

Informaciones proporcionadas de forma anónima

Esta vez se trata de tres paquetes de datos, indicó el ministro regional. "A cuánto asciende el volumen total y cuánto del mismo al final será ilegal es algo que aún no se puede decir", explicó. "Sin embargo está claro que una gran parte son cuentas bancarias sobre las que no se han aplicado los correspondientes impuestos", apuntó.

Entre los paquetes de datos destaca un disco duro externo, que llegó anónimamente a los inspectores fiscales de Wuppertal, y en el que se encontraron cerca de 160.000 informaciones sobre cuentas sospechosas de un banco en Luxemburgo.

Más de 54.000 son analizados por expertos alemanes ya que se trata de inversores germanos. Los otros casos afectan a personas de Países Bajos, Italia, España o Grecia, con Bélgica y Francia a la cabeza.

VT (dpa, rp-online.de)

DW recomienda

Publicidad