″Es necesario tomar con seriedad la prevención del VIH″ | Ciencia y Ecología | DW | 01.12.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Salud

"Es necesario tomar con seriedad la prevención del VIH"

Buenas noticias para el Día Mundial contra el Sida: para 2030 podría erradicarse la epidemia del VIH. Según la UNO, 15 millones de afectados mundialmente por el SIDA tienen actualmente acceso a una terapia.

DW: Alrededor del mundo viven aproximadamente 36,5 millones de personas contagiadas con el virus de la inmunodeficiencia humana (VIH). Casi la mitad de estas tiene acceso a terapias antirretrovirales. Estas permiten que envejezcan a pesar de que padezcan el virus. La Organización Mundial de la Salud confía en que cada vez más personas vayan a tener acceso a los medicamentos respectivos. De esta forma podría hablarse de un factible control de la enfermedad hasta 2030. Alemania es uno de los países que van por buen camino. Aquí viven alrededor de 83.500 infectados. Profesor Brockmeyer, ¿cuántas personas se contagian cada año?

Brockmeyer: En el año 2016 fueron disminuyendo las nuevas infecciones, hay alrededor de 3.200. La situación se estabilizó y los nuevos diagnósticos incluso están disminuyendo. Estamos viendo una ligera tendencia que muestra un aumento entre los heterosexuales. Sin embargo, se podría tratar de una pequeña fluctuación. Existe una muy buena tendencia general que muestra una disminución de los contagios. Esto tiene que ver seguramente con las buenas opciones de terapia que tenemos y a las que muchas personas tienen acceso en Alemania. La terapia para estas personas garantiza que en el futuro no contagien a otras.

¿Qué significa para usted la psiquis del afectado?

Para los infectados con el VIH, el hecho de que ya no sean contagiosos tiene grandes consecuencias para su salud mental. Ellos se sienten liberados. Algunos lo han incluso descrito de la siguiente manera: "Desde que sé que no seré más contagioso, me he convertido en una persona totalmente diferente. Ahora puedo caminar normalmente por ahí como todos los demás sin necesidad de esconderme o de tener miedo de infectar a alguien". Esto es un enorme éxito y permite que la vida de las personas contagiadas con el VIH se pueda ver reconfortada.

¿Qué otro tipo de desarrollos se han producido en el último tiempo?

Se han producido posibilidades espectaculares que nunca hubiéramos pensado hace 10 años. Por ejemplo la posibilidad de que las personas puedan alcanzar la esperanza de vida normal que tienen otras. Eso es lo mejor que hemos logrado. Sin embargo debemos tomar la prevención mucho más en serio. Nosotros desarrollamos en Bochum, en el Centro para la Salud Sexual y Medicina, un nuevo sistema hace medio año. A través de este las personas pueden informar anónimamente a sus parejas actuales o anteriores, para que se hagan un test.

Ustedes desarrollaron un test de riesgo, ¿que particularidades presenta?

Uno puede con ese test de riesgo analizar diferentes cosas, por ejemplo: ¿con quién tuve relaciones sexuales, cuáles son mis preferencias sexuales? A su vez las personas reciben información adicional acerca de cómo se deben comportar y cómo se deben proteger. Por otro lado, tiene que ver también con el hecho de que si alguien se deja examinar, tenga la posibilidad de ir al médico, hacerse una prueba y recibir una terapia. Asimismo existe la profilaxis pre-exposición.

Para las personas a las que no les gusta ir al médico tenemos además un test-kit. Después de que ellos asistan a la consulta en el centro, pueden hacerse la prueba en la casa, tomando sangre de sus dedos y mandando la prueba para su análisis al laboratorio. Así usted mismo puede hacerse la prueba en casa. De esa forma resulta más cómodo para las personas que son más inhibidas. Es a su vez una propuesta para convencer a más personas a que se hagan el examen.

¿Qué medidas de prevención pueden adoptar las personas?

Además del condón, existen para las personas que tienen una alta probabilidad de contagiarse con el VIH algunas otras medidas de prevención. Para las personas que no consiguen utilizar el condón, ya que les afecta la erección o presentan alergias u otros problemas, existe la llamada profilaxis pre-exposición (PrEP). Estas personas, que no están infectadas, toman otras dos sustancias activas, que se usan en la terapia contra el VIH. Estos medicamentos no son pagados por el seguro médico, pero se han desarrollado condiciones de pago muy buenas por un precio de 50 euros.

Antes este preparado medicinal oscilaba entre 500 y 800 euros. ¿Cómo llegaron a reducir tanto el precio?

Esto tiene que ver inicialmente con el medicamento Truvada. La patente de este preparado expiró. Como consecuencia, surgieron cinco o seis productores genéricos, los cuales producen este medicamente y lo venden con otro nombre. De esa forma el precio se redujo a la mitad relativamente rápido. A raíz de las campañas del VIH-PrEP, cayó igualmente el precio y actualmente está entre 50 y 70 euros. Ese es un gran éxito. 

¿Cuáles son las principales condiciones para que las nuevas infecciones de VIH se reduzcan?

Uno de los pilares principales es la educación intensiva para las personas, estas deben aprender cómo comportarse para cuidarse mejor y cómo lo pueden hablar con su pareja. Muchas personas tienen miedo a hablar sobre estos temas. La sexualidad es un tabú muy grande y el VIH está estigmatizado. Acerca de esto la gente no habla. Tiene que ver también con la pregunta: ¿cómo puedo hablar con mi pareja sobre VIH y otras enfermedades de transmisión sexual, sin echar a perder las relaciones sexuales?

¿Qué otros riesgos existen para un contagio?

Estas son las infecciones sexuales comunes que se pueden transmitir. Las mismas las debemos detectar y atender específicamente. Para las personas contagiadas con VIH una temprana terapia juega un papel definitorio para la prevención. Así se puede prevenir el riesgo de contagiar a otras personas. El cuidado de los que no están contagiados con VIH por medio de la profilaxis pre-exposición es otro paso importante. Esto quiere decir que si tomamos diferentes medidas preventivas, incluyendo el condón, tenemos la posibilidad de bajar el riesgo de contagio a un 40 o 50 por ciento. Pero esto solo es posible si se realizan todas las medidas respectivas, ese es el aspecto definitorio.

El profesor Norbert Brockmeyer es director del Centro para la Salud Sexual y Medicina de la Clínica Universitaria Dermatológica de Bochum, Alemania. 

Gudrun Heise (SZ/VT)

DW recomienda