Epidemiólogo: Alemania está bien preparada | Ciencia y Ecología | DW | 20.09.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Ciencia y Ecología

Epidemiólogo: Alemania está bien preparada

Según Lars Schaade, epidemiólogo y vicepresidente del Instituto Robert Koch, en Alemania hay suficientes plantas de aislamiento y competencia médica para atender a pacientes de ébola.

Deutsche Welle: Señor Schaade, en caso de que el primer infectado con ébola llegara a Alemania, ¿estaríamos bien preparados?

Lars Schaade: Creo que sí. Por un lado, Alemania tiene un sistema de salud bastante robusto, tanto en lo que respecta a la atención de pacientes como a la sanidad pública. Hace algunos años, además, empezamos a preparar plantas de aislamiento especiales para enfermedades altamente infecciosas. En siete puntos de Alemania hay estas plantas, especialmente preparadas para atender a pacientes de forma competente bajo condiciones seguras, incluso para el personal.

¿En qué sentido el ébola se puede comparar con otros virus peligrosos?

Siempre depende de los criterios que se apliquen. En primer lugar, debemos constatar que el ébola no se transmite a través del aire, o sea que, en ese sentido, no es altamente infeccioso. Sin embargo, cuando se tiene contacto con líquidos corporales de personas infectadas o muertas, bastan muy pocas partículas del virus para contagiarse. Además, el virus es muy agresivo. En ese sentido, sí lo consideramos altamente infeccioso.

Lars Schaade es vicepresidente del Instituto Robert Koch.

Lars Schaade es vicepresidente del Instituto Robert Koch.

Los virus pueden mutar rápidamente. ¿Esto hace al ébola más o menos peligroso?

Eso no lo podemos calcular. Desde luego, al igual que otros virus, el ébola también muta y se transforma. Los virus están siendo analizados en África y el resultado es que se están transformando. No obstante, por ahora, no hay indicios de que su infecciosidad o la forma en que se transmite estén cambiando. Teniendo en cuenta la larga historia del virus del ébola, tampoco lo hubiéramos esperado.

En África siempre ha habido brotes. Sin embargo, en la mayoría de los casos, no fueron de larga duración. Esta vez todo parece ser diferente. Como mínimo ya hay unos 5.000 infectados. ¿Puede calcular cuántos más habrá?

Eso no se puede calcular. En los próximos años, seguramente habrá más pacientes. La Organización Mundial de la Salud estima que habrá hasta 20.000 infectados. Sin embargo, otros investigadores creen que pronto podría haber hasta 20.000 al mes. Todo depende de si las medidas que aplicamos ahora son eficaces o no y, sobre todo, de cómo la población lleva a la práctica lo que ha aprendido sobre el ébola. Dependiendo de nuestro comportamiento, podemos evitar muchas infecciones.

¿Esto quiere decir que en África lo más importante ahora es educar a la población sobre cómo prevenir la enfermedad? ¿Qué tan importantes son las medidas de alta tecnología como el desarrollo de una vacuna?

De momento, la alta tecnología no es lo más importante. Eso debe quedar bien claro. Tenemos que instalar centros de aislamiento para que los infectados no contagien a más personas, por ejemplo, en la familia, en el transporte público o en la escuela. Además, es necesario realizar campañas de información sobre el ébola. En caso de que se llegue a contagiar, la gente debe saber reconocer los síntomas, para no contagiar a otras personas.

Lars Schaade es vicepresidente del Instituto Robert Koch.

Publicidad