Empresarios alemanes contra la corrupción | Alemania | DW | 08.08.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Alemania

Empresarios alemanes contra la corrupción

Treinta grandes empresas alemanas solicitan la ratificación de la convención anticorrupción de Naciones Unidas. ¿Por qué Berlín no adopta medidas más restrictivas para contrarrestar el soborno a partidos y diputados?

Daimler, Bayer, Deutsche Bank, Commerzbank y otras 26 empresas alemanes solicitan la ratificación del convenio anticorrupción de la ONU

Daimler, Bayer, Deutsche Bank, Commerzbank y otras 26 empresas alemanes solicitan la ratificación del convenio anticorrupción de la ONU

Desde hace años se debate, sin resultado concreto, acerca de reglas más estrictas para casinos y salones de juego, un ramo sumamente lucrativo. Según el banco de datos del diario alemán Tageszeitung, las donaciones a los partidos provenientes de este ramo son usuales.

Transparency International Deutschland Nationaler Integritaetsbericht Deutschland

Transparency International aconseja un endurecimiento de las sanciones por soborno a los miembros del Parlamento.

¿En qué momento empieza la corrupción? Según la legislación actual, apenas a partir de los 10.000 euros, la donación debe ser publicada. De acuerdo con el diario Süddeutsche Zeitung, una empresa constructora de tragamonedas ha donado indistintamente desde 1990 más de un millón de euros a conservadores, socialdemócratas, liberales y verdes, en pequeñas cantidades que no tienen que ser publicadas.

GRECO a la espera

En un comunicado de GRECO (Council of Europe Group of States against Corruption) de comienzos de junio se anuncia que se empezará a revisar precisamente las legislaciones europeas de seis países –Finlandia y Reino Unido entre ellos- en ese punto: la regulación de donaciones a los diputados.

El 30 de junio se cumplió el plazo para que los países diesen pasos concretos para incluir en su legislación medidas restrictivas para evitar el soborno a los partidos políticos, aumentar la transparencia y endurecer las sanciones.

Y, al parecer, Berlín no ha dado señas concretas de querer hacerlo. Es más, desde hace nueve años la convención anticorrupción de Naciones Unidas está por ratificar y, según la agencia de noticias dpa, la coalición conservadora-liberal en el gobierno la bloquea. ¿Por qué? Esas medidas restrictivas coartarían el libre ejercicio del mandato de los diputados y no son compatibles con el derecho alemán.

¿La corrupción empieza en la fiesta?

Neujahrsempfang des Bundespräsidenten 2012

El ex presidente alemán Christian Wulff: la falta de transparencia con fondos y amistades le costó el cargo en 2011.

Así, la pregunta sigue en pie: ¿en dónde empieza la corrupción? ¿En una invitación a beber y comer copiosamente? El reciente caso de amistades generosas con el ex presidente alemán Christian Wulff ha llevado a algunos a exigir reglas más claras. En todo caso, el actual presidente alemán, Joachim Gauck, anuncia que renuncia a todo sponsoring para la “fiesta de la ciudadanía” en el Palacio de Bellevue.

Como fuere, 30 grandes empresas alemanas envían hoy una carta al Bundestag, el Parlamento Alemán, solicitando una pronta ratificación del Acuerdo de Naciones Unidas. Los jefes de Daimler, Allianz, Bayer, Deutsche Bank, Commerzbank, Deutsche Telekom, entre otros, son de la opinión de que el no hacerlo empaña la imagen de empresariado del país y mella la credibilidad de Alemania.

Autora: Mirra Banchón (dpa/csrnews)
Editora: Emilia Rojas

DW recomienda