Elmar Brok: Yanukovich no quiere una solución pacífica | El Mundo | DW | 30.01.2014
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Elmar Brok: Yanukovich no quiere una solución pacífica

En entrevista con DW, el presidente de la comisión de Exteriores del Parlamento Europeo critica que el presidente ucraniano, Viktor Yanukovic, busque soluciones que solo van en su propio beneficio.

Deutsche Welle: El parlamento ucraniano aprobó una ley de amnistía para los manifestantes de la oposición. A cambio, los manifestantes deberán abandonar de los edificios ocupados en Kiev. ¿Cómo valora este paso?

Elmar Brok: Eso no quiere decir que desalojen la Plaza de la Independencia.(...) La gente que fue detenida ilegalmente en las manifestaciones no se conformará únicamente con salir en libertad.

¿Cómo valora la situación en Kiev?

Es especialmente difícil. Si el presidente solo interviene cuando los partidos ya habían emprendido el camino hacia una solución razonable, al parecer no desea realmente una solución pacifica.

La oposición ucraniana exige desde hace meses sanciones contra los dirigentes de Kiev. ¿Por qué le resulta eso tan complicado a la Unión Europea?

Elmar Brok, jefe de la comisión de Exteriores del Parlamento Europeo.

Elmar Brok, jefe de la comisión de Exteriores del Parlamento Europeo.

Porque las sanciones se aplican cuando se agotan las negociaciones. No se puede imponer sanciones durante las mismas. Una cosa después de la otra

¿Cuándo tomará medidas la Unión Europea?

Hay que ver el desarollo de las negociaciones. Creo que, si todo sigue igual, en las próximas semanas se elaborarán listas y se determinará si los responsables de esas detenciones, muertes y torturas inaceptables recibirán prohibición de entrada y enfrentarán el bloqueo de sus cuentas bancarias.

¿Media la Unión Europea entre las partes en conflicto?

Hemos intentado mediar a fondo esta semana. Nuestra delegación de europarlamentarios está ahí, en el lugar de los hechos.También estuvo el comisario responsable de la ampliación de la UE, Stefan Füle, y la responsable de Exteriores, Catherine Asthon. Pero todo eso no parece haber dado fruto. Creo que se me nota que me siento algo defraudado.

¿Defraudado por el presidente?

Sobre todo por la política de este Gobierno, del Partido de las Regiones, que avanza un paso adelante y después da dos pasos hacia atrás.

¿Cómo sería una solución pacífica?

Una solución pacífica pasaría por volver a poner en orden las leyes. Sobre todo las que tienen que ver con la justicia selectiva y la reforma del aparato legal. También hay que eliminar los derechos especiales de la fiscalía. Hay que pensar en leyes relativas a un nuevo derecho electoral que permita la celebración de elecciones libres. Y después, en la vuelta a la Constitución de 2004, más orientada hacia una democracia parlamentaria. Es decir, se trata de quitarle al presidente este poder totalitario. Para conseguirlo, creo que es importante combinarlo con elecciones.

Los políticos ucranianos dicen que el país está al borde de la guerra civil. ¿Coincide en esta opinión?

Si el presidente continúa así, temo que sí. No puede imponer soluciones que sólo van en su propio interés y en contra del pueblo. Es una situación insostenible.

Usted y sus colegas de la EU… ¿Le han sugerido a Yanukovich la dimisión o nuevas elecciones?

La dimisión no, pero sí decimos que la readopción de la Constitución de 2004 sería una buena base y posibilitaría que se celebrasen elecciones presidenciales en octubre o noviembre. Pero antes debería haber elecciones parlamentarias con las condiciones que he mencionado. Hay que hacerle entender que, cuando un país está tan dividido, lo mejor es dejar decidir al ciudadano y no reprimirlo ni enviarlo a prisión.

Usted estuvo varias veces en Kiev. ¿Qué es lo que más le impresionó?

La dureza que muestran el presidente y sus gente. No están dispuestos a ceder ni un milímetro. Tienen su propia idea de que la violencia sólo viene de la otra parte. Creo que han perdido la noción de la realidad.

DW recomienda

Publicidad