El partido de Jimmy Morales, suspendido por el impago de una multa | América Latina | DW | 02.09.2017
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

América Latina

El partido de Jimmy Morales, suspendido por el impago de una multa

El FCN-Nación podrá seguir participando en el Congreso, pero no podrá cobrar deudas ni efectuar asambleas. La Fiscalía investiga la posible financiación ilegal de la formación durante la campaña que lo llevó al poder.

Guatemala Jimmy Morales (picture-alliance/dpa/E. Biba)

Jimmy Morales, durante la campaña electoral que lo llevó al poder y cuya financiación podría también apearle de él.

El partido que llevó a la presidencia de Guatemala a Jimmy Morales, FCN-Nación, fue suspendido este viernes (01.09.2017) por el Tribunal Supremo Electoral por incumplir el pago el jueves de una multa de 60.000 dólares por omisiones contables que también comprometen penalmente al mandatario, informaron las autoridades. "La resolución quedó firme, porque la secretaría general de esa organización no la apeló y como ayer venció el plazo procede la suspensión, por lo que ahora deberá pagarla en la Tesorería del TSE", confirmó el organismo a la prensa local.

El impago de la multa por no informar de ingresos recibidos durante la campaña electoral de 2015, cuando logró el triunfo en las urnas, supone una suspensión administrativa que no le impide seguir funcionando como bloque partidario en el Congreso. Pero el TSE también lo denunció al Ministerio Público que, a su vez, emprendió una investigación con el apoyo de la Comisión Internacional Contra la Impunidad para Guatemala (CICIG).

Con base a los resultados de la investigación, ambos órganos anunciaron el viernes 25 de agosto el inicio de un antejuicio (proceso para levantar la inmunidad de un funcionario) contra el presidente Morales por el delito de financiamiento electoral ilícito estimado en unos 600.000 dólares. Dos días después, el presidente guatemalteco (que durante la campaña electoral era además secretario general del partido y, por tanto, responsable último de su financiación) dirigió un mensaje por su cuenta oficial de Twitter (en la imagen) anunciando su decisión de declarar non grato y ordenar la inmediata expulsión del jefe de la CICIG, el colombiano Iván Velásquez.

La medida, sin embargo, no se concretó por un amparo provisional otorgado por la Corte de Constitucionalidad (CC) a dos abogados particulares. Posteriormente, el martes, resolvió la suspensión definitiva de la expulsión al otorgar otro amparo, esta vez en respuesta a una acción del procurador de Derechos Humanos, Jordán Rodas.  Velásquez fue nombrado por la ONU para dirigir el organismo y asumió en 2013. Dos años después emprendió acciones de lucha contra la corrupción que provocaron en septiembre de ese año la dimisión del entonces presidente Otto Pérez (2012-2015). 

LGC (dpa/elPeriódico)

DW recomienda