El Papa creó comisión para la reforma del Vaticano | El Mundo | DW | 19.07.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

El Papa creó comisión para la reforma del Vaticano

Con la intención de superar los graves problemas de corrupción y abusos en la Santa Sede, el Papa Francisco estableció este 19 de julio una comisión especial para reformar los departamentos económico y administrativo.

Plaza de San Pedro en El Vaticano

Plaza de San Pedro en El Vaticano

La comisión, que reportará los resultados directamente al Papa, lo asesorará sobre asuntos económicos, mejoras de la transparencia y para asegurar la correcta aplicación de principios contables, dijo el Vaticano.

Francisco ya ha establecido una comisión separada sobre cómo reformar el Banco del Vaticano. Tanto el banco como la administración interna del Vaticano se han visto afectados por varios escándalos durante los anteriores papados.

Convenciones contra el lavado de dinero y el terrorismo

Por dichos motivos, el Papa Francisco empezó por reformar este 10 de julio la legislación del Vaticano para especificar que la violencia sexual contra los niños es un delito y para imponer duras penas al personal que filtre información confidencial de la Santa Sede, una medida que busca poner fin a años de escándalos que dañan a la Iglesia Católica. Mediante la emisión de un "Motu Proprio", un decreto por iniciativa propia, Francisco ha dicho querer renovar el compromiso de la Santa Sede con las convenciones internacionales contra delitos como el lavado de dinero y el terrorismo.

En virtud de los cambios, la violencia sexual y los actos sexuales con niños y la prostitución y la pornografía infantiles se incluyen dentro de una definición más amplia de la categoría de crímenes contra menores y son punibles con hasta 12 años de prisión, indicó un documento del Vaticano.

Iglesia con profunda falta de credibilidad

Francisco, quien sucedió al Papa Benedicto XVI en marzo, heredó una Iglesia que lucha por restaurar su credibilidad tras una serie de escándalos, incluyendo abusos sexuales de menores por parte de sacerdotes y una investigación por lavado de dinero en el banco del Vaticano.

Los cambios normativos rigen sólo dentro del estado Ciudad del Vaticano, pero buscan demostrar que el Papa está tomando en cuenta seriamente los diversos escándalos y que apunta a alinear la política de la Iglesia Católica con los estándares legales internacionales.

La Red de Sobrevivientes de Abusos por parte de Sacerdotes se mostró poco satisfecha, diciendo que la iniciativa del Papa repararía superficialmente la imagen del Vaticano pero que "en el mundo real esto no cambia prácticamente nada", dado que sólo afecta al pequeño territorio de la ciudad-Estado.

JOV /ER (dpa, Reuters, rai)

Publicidad