El Gobierno británico busca prohibir la exportación de animales vivos | El Mundo | DW | 03.12.2020
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

El Mundo

El Gobierno británico busca prohibir la exportación de animales vivos

El envío de animales vivos al extranjero para ser llevados al matadero y engorde estará prohibido en Inglaterra y Gales según informó el Gobierno británico, medida que será posible tras su salida de la Unión Europea.

El Gobierno británico pretende prohibir la exportación de animales vivos en Inglaterra y Gales, según informaron los medios britanicos, quienes además indican que el Secretario del Medio Ambiente George Eustice realizará el anuncio durante este jueves (03.12.2020). La eventual prohibición se consideraría un éxito del "brexit", ya que Gran Bretaña se convertiría así en el primer país de Europa en poner fin a esta práctica.

"Es un gran paso adelante en el cumplimiento de nuestro compromiso manifiesto de poner fin a las exportaciones de animales vivos destinados a la matanza", dijo Eustice en un comunicado.

"Ahora que hemos dejado la Unión Euruoea (EU), tenemos la oportunidad de poner fin a esta práctica innecesaria. Queremos asegurarnos de que los animales no sufran estrés antes del sacrificio", agregó el Secretario del Medio Ambiente.

La propuesta británica forma parte de una consulta que duró ocho semanas, en la que se buscaron voces expertas sobre cómo proteger mejor el bienestar de los animales durante su transporte. Se estima que en 2018 alrededor de 6.400 animales fueron enviados a Europa para su sacrificio, según el Departamento de Medio Ambiente, Alimentación y Asuntos Rurales (Defra).

"Los animales vivos comúnmente tienen que soportar viajes excesivamente largos durante las exportaciones, causando angustia y lesiones. Anteriormente, las normas de la UE impedían cualquier cambio en estos viajes, pero la salida de la UE ha permitido al gobierno del Reino Unido llevar a cabo estos planes", dijo Defra.

Es de esperar que la consulta sea utilizada como base para las conversaciones con Escocia. En tanto, las exportaciones de animales vivos continuarán en Irlanda del Norte, que "continuará siguiendo la legislación de la UE sobre el bienestar de los animales en el transporte mientras esté en vigor el protocolo de Irlanda del Norte", según Defra.

La nueva regulación no contempla a todos los animales: las exportaciones de aves de corral seguirán desarrollándose, informó Defra: "La medida sobre las exportaciones de animales vivos no afectará a las exportaciones de aves de corral o a las exportaciones con fines de cría". El Reino Unido exporta decenas de millones de pollos al año en una industria que en 2018 valía 139 millones de libras.

Reacciones en otras partes de Europa

En otras partes de Europa, la noticia fue bien recibida por los grupos defensores de los derechos de los animales: "Es una gran noticia, es demasiado estresante exportar animales vivos para su sacrificio", dijo Iris Baumgaertner, de la Fundación para el Bienestar Animal de Alemania

En septiembre pasado, los Países Bajos ya habían sugerido que la UE debía empezar a limitar las exportaciones de animales vivos. En ese entonces, la ministra holandesa de Agricultura, Naturaleza y Calidad de los alimentos, Carola Schouten, pidió que se limitara el transporte de ganado para su sacrificio.

Además, en octubre, un comité especial de la UE sobre el transporte de animales ha mantenido debates sobre la exportación de animales vivos. Los eurodiputados críticos con las exportaciones de animales vivos han pedido repetidamente al comité que considere la posibilidad de prohibir las exportaciones fuera de la UE, y han sugerido que se limiten los tiempos de transporte dentro de la UE.

JU (bbc.com, theguardian.com, gov.uk)

DW recomienda