Eje Berlín-París negociará pacto de “no espionaje” con Washington | Europa | DW | 25.10.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages
Publicidad

Europa

Eje Berlín-París negociará pacto de “no espionaje” con Washington

En el primer día de la cumbre europea de otoño se decidió que Alemania y Francia dialogarían con Estados Unidos para redefinir las directrices de cooperación entre los servicios secretos a ambos lados del Atlántico.

En la cumbre de jefes de Estado y de Gobierno de la Unión Europea (UE) que empezó este jueves (24.10.20139) en Bruselas se encargó a la canciller alemana, Angela Merkel, y al presidente francés, François Hollande, que esclarezcan con Washington hasta qué punto Berlín y París han sido objeto de espionaje por parte de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) estadounidense.

En representación del resto de sus homólogos comunitarios, los mandatarios de Alemania y Francia deberán redefinir las directrices para la cooperación de los servicios secretos a ambos lados del Atlántico. En términos generales, Merkel enfatizó que lo más importante es sentar una base común para el trabajo conjunto a futuro porque la desconfianza dificulta la ayuda mutua.

La meta es que Merkel y Hollande presenten los resultados de ese diálogo europeo-estadounidense antes de que finalice el año. Hasta entonces se descartó interrumpir las negociaciones para un tratado de libre comercio transatlántico y suspender el acuerdo que permite a las autoridades estadounidenses examinar los movimientos bancarios de presuntos terroristas en la UE.

Ambas medidas fueron propuestas cuando se revelaron indicios de que la NSA había tenido acceso a decenas de miles de registros telefónicos franceses, pinchado el teléfono móvil de la jefa de Gobierno alemana y abusado de la confianza de Europa al obtener acceso no autorizado al sistema de transacciones bancarias SWIFT, que opera desde la ciudad de La Hulpe bajo legislación belga.

Las sospechas de que Estados Unidos espía a sus aliados europeos se basan en las filtraciones hechas desde junio de 2013 por el ex contratista de la NSA Edward Snowden. Washington mantiene un pacto de "no espionaje" con Australia, Canadá, Gran Bretaña y Nueva Zelanda –la “alianza de cinco ojos” – desde el final de la Segunda Guerra Mundial; pero se muestra renuente a establecer convenios similares con otros Estados.

ERC ( dpa / Reuters / Deutschlandfunk )