Dos terremotos causaron los daños más costosos de todos los tiempos | Economía | DW | 04.01.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Economía

Dos terremotos causaron los daños más costosos de todos los tiempos

Por lo general son los huracanes y las inundaciones las catástrofes naturales que causan más destrucción. En 2011, empero, fueron dos sismos los que generaron los mayores daños de toda la historia.

default

Destrucción en Fukushima.

Los terremotos de Japón y Nueva Zelanda, acaecidos en 2011, costaron 380 mil millones de dólares, anunció este 4 de enero de 2012 la reaseguradora alemana Munich Re, con sede en la capital bávara.

La principal causa de esa cifra récord está en el maremoto y el consecuente tsunami que arrasaron el nororiente de Japón en el pasado marzo. Con daños por 210.000 millones de dólares - sin contar con las consecuencias del desastre nuclear de Fukushima - ésta fue la catástrofe natural más cara de la historia, según Munich Re.

Fukushima desplazó a Katrina

Sitz Münchner Rück

Sede de la reaseguradora Munich Re o "Münchner Rück", en la capital bávara.

Neuseeland Erdbeben in Christchurch

Destrucción tras el terremoto en Christchurch, Nueva Zelanda el 22 de febrero de 2011.

Otras catástrofes que contribuyeron al récord de 2011 fueron los terremotos de Nueva Zelanda y las inundaciones en Australia, así como los tornados en Estados Unidos.

La reaseguradora Swiss Re, con sede en Zúrich, ya había indicado que el 2011 sería un año costoso para la industria de seguros, que también enfrenta reclamos debido a inundaciones en Tailandia. "Si Japón hubiera estado tan bien asegurado como otros países con alto riesgo sísmico, como Nueva Zelanda, el recuento general de la industria hubiera sido mucho mayor", agregó Swiss Re.

Uno en más de mil

Weltkarte der Naturgefahren Quelle: Münchner Rück 2

Mapa Mundi de los riesgos de catástrofes naturales.

"Por fortuna, la serie de catástrofes como las sucedidas en 2011 no son frecuentes”, dice Torsten Jeworrek, de la directiva de Munich Re y responsable del reaseguramiento a nivel mundial. Según cálculos que revela Jeworrek, “la probabilidad de que vuelva a ocurrir algo así es de uno a más de mil”.

El 2011 fue, en efecto, un año singular: “Los accidentes geofísicos generaron dos terceras partes de todos los daños”, dice el actual reporte presentado por Munich Re. Una cifra sorprendente para todo el sector de los seguros que en los últmos treinta año “sólo” tuvo que desembolsar el 10 por ciento por concepto de daños ocasionados por movimientos telúricos.

El negocio con las catástrofes y el miedo a éstas

Weltkarte der Naturgefahren Quelle: Münchner Rück

Los efectos de la niña y otros fenómenos naturales. Mapa Mundi de los riesgos de catástrofes naturales.

Pero las catástrofres no son, necesariamente, catástroficas para el negocio de las reaseguradoras. “Nosotros estamos preparados para cualquier tipo de evento”, busca tranquilizar Torsten Jeworrek, de Munich Re. “Nuestra tarea es, justamente, cubrir los daños asegurados y así aportar a la reconstrucción”, agrega.

No sorprende, toda vez que toda cada catástrofe que ocurre genera una ola de nuevos contratos de seguros de clientes que no quieren sufrir tales pérdidas por segunda vez o de aquellos que quieren prevenir.

Munich Re tiene 47.000 trabajadores en cinco continentes. En 2010, dicha reaseguradora recibió 46 mil millones de euros de pagos de pólizas que le dejaron ganacias por 2.400 millones de euros.

Autor: Rolf Wenkel / José Ospina-Valencia
Editora: Emilia Rojas

DW recomienda