Diez días de luto por Mandela | El Mundo | DW | 06.12.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Diez días de luto por Mandela

En ese lapso se celebrarán eventos en todas las regiones de Sudáfrica, en memoria del luchador contra el apartheid. Dignatarios como Barack Obama y Dilma Rousseff estarán presentes en los funerales de Mandela.

Ver el video 01:53
Now live
01:53 minutos

Reacciones internacionales al deceso de Mandela

Tras la muerte del expresidente y héroe nacional sudafricano Nelson Mandela, el país vivirá diez días de luto nacional, ceremonias religiosas y un funeral de Estado hasta su entierro el próximo domingo 15 de diciembre.

Según el partido gobernante Congreso Nacional Africano (CNA) se realizarán eventos en todas las regiones del país, informó el secretario general Gwede Mantashe. El partido celebrará ceremonias religiosas a diario.

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, viajará a Sudáfrica junto a su esposa, Michelle, la semana próxima para asistir al funeral en memoria del expresidente sudafricano Nelson Mandela, informó la Casa Blanca.

La presidenta de Brasil, Dilma Rousseff, también asistirá al funeral de Nelson Mandela el próximo 15 de diciembre, informó la agencia oficial de noticias ABR.

Misa oficial

El próximo 10 de diciembre se celebrará una misa oficial en homenaje al líder de la lucha contra el aparheid, en el FNB de Johannesburgo.

Más de 30 jefes de Estado y de gobierno africanos honraron hoy con un minuto de silencio al fallecido ex presidente sudafricano Nelson Mandela en París.

Al inicio de la cumbre franco-africana, el presidente de Francia, François Hollande, describió a Mandela como un "héroe" que cambió Sudáfrica y mucho más. Además, hizo ondear la bandera francesa a media asta en el Palacio del Elíseo.

Por su parte, la presidenta de la Unión Africana, Nkosazana Dlamini Zuma, afirmó desde Adís Abeba que la muerte de Mandela "es una gran pérdida para la humanidad".

Icono panafricano

Zuma consideró a Mandela "un icono panafricano" y dijo que simboliza "la solidaridad en las luchas de la humanidad contra el apartheid, la opresión y el colonialismo y por la autodeterminación".

El presidente keniata, Uhuru Kenyatta, dijo que la muerte de Mandela es "una pérdida irremplazable". Añadió que su vida es una gran lección de cómo las personas pueden transformar los obstáculos en una victoria a fuerza de pura voluntad. "En su modestia hizo lo correcto. Hizo enormes sacrificios y no esperaba elogios personales por ello". Al mismo tiempo, llamó a todas las personas a vivir según los ideales de Mandela.

Por su parte, el presidente senegalés Macky Sall elogió a Mandela como "gigante y una de las figuras más importantes de la África contemporánea". "Ninguna otra persona de nuestro tiempo hizo tanto por la causa de nuestra gente y de África", dijo hoy en una declaración.

Todo el continente mira hacia el héroe y su sabiduría. "Mandela se fue de entre nosotros, pero sus actos gigantes formarán por siempre parte de las mayores tareas que realizó jamás un hombre".

En Burundi, en tanto, se decretó un duelo nacional de tres días. Todas las banderas del país ondearon a media asta. Mandela contribuyó en gran parte en 2000, como mediador, a poner fin a la guerra civil de años entre hutus y tutsis, que causó cientos de miles de muertes.

"El pueblo de Burundi jamás olvidará la mediación de Mandela en las negociaciones", señaló el portavoz presidencial Leonidas Hatungimana. "Mandela es uno de aquellos a los que Burundi debe su actual status de país reconocido y pacífico".

EL(dpa, EFE)

Audios y videos sobre el tema

Publicidad