Cumbre del Clima comienza con los ojos puestos en tifón Haiyán | El Mundo | DW | 11.11.2013
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

El Mundo

Cumbre del Clima comienza con los ojos puestos en tifón Haiyán

El delegado de Filipinas inició una huelga de hambre hasta que la comunidad internacional tome medidas concretas contra el calentamiento global.

Con el ruido generado por el destructivo paso del tifón Haiyán por Filipinas, comenzó este lunes (11.11.2013) la Cumbre del Clima en Varsovia, donde hasta el 22 de noviembre representantes de 194 países debatirán en busca de un consenso para el nuevo acuerdo climático, que debe firmarse en París en 2015. Apremiado por la realidad, el delegado filipino estalló en lágrimas exigiendo medidas concretas de una vez.

“Paren esta locura. Lo que ha ocurrido en mi país como resultado de un acontecimiento climático extremo es una locura. La crisis climática es una locura. Podemos parar esta locura aquí mismo, en Varsovia”, dijo Naderev Saño ante los delegados, luego de que se guardara un minuto de silencio por las víctimas provocadas por el poderoso tifón.

“Todos notamos los efectos del cambio climático", aseguró el ministro de Medio Ambiente polaco y anfitrión de la conferencia, Marcin Korolec. Esta catástrofe es la prueba de que existe el peligro de ser derrotados “en la lucha desigual entre el ser humano y la naturaleza”, indicó. En Filipinas habría más de 10.000 muertos, según estimaciones no oficiales, tras el paso de Haiyán.

Ver el video 01:32
Now live
01:32 minutos

Cumbre Climática con final abierto



Huelga de hambre

Naderev Saño dijo, durante su alocución, que Filipinas “se niega a aceptar que hagan falta 30 o 40 conferencias sobre clima para solucionar este problema. Nos negamos a aceptar que nuestra vida transcurra en un huir de las tormentas monzónicas, poner a recaudo a nuestras familias, sufrir destrucción y necesidad y tener que contar a nuestros muertos”. Asimismo, anunció que estará en huelga de hambre hasta el 22 de noviembre, cuando termine la cumbre, o se vean resultados concretos.

Pese a esta asociación entre el cambio climático y los tifones, lo cierto es que los científicos suelen ser renuentes a relacionar los gases que provocan el efecto invernadero con eventos extremos como el tifón que azotó a Filipinas. Mientras, los países más desarrollados se muestran reacias a tomar medidas más radicales, temerosas de los efectos que esto podría tener en sus debilitadas economías.

Christiana Figueres, la secretaria general de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, alertó de las consecuencias para las futuras generaciones aunque a la vez se mostró segura de que habrá consenso. “Un acuerdo amplio sobre clima está al alcance”, indicó, al tiempo que fijaba como prioridad de la conferencia establecer mecanismos para combatir el cambio climático.

DZC (dpa,Reuters)

DW recomienda

Audios y videos sobre el tema

Publicidad