Condenan a prisión a expresidente autonómico en España | Europa al día | DW | 20.03.2012
  1. Inhalt
  2. Navigation
  3. Weitere Inhalte
  4. Metanavigation
  5. Suche
  6. Choose from 30 Languages

Europa al día

Condenan a prisión a expresidente autonómico en España

Jaume Matas, exlíder balear, fue condenado por los delitos de fraude a la Administración, falsedad documental oficial, falsedad documental mercantil, prevaricación y tráfico de influencias.

El expresidente del gobierno autonómico de las Islas Baleares Jaume Matas fue condenado hoy a seis años de prisión, en el primero de varios juicios a los que el ex político conservador español tiene que hacer frente acusado de diversos delitos de corrupción.

Matas, quien fue ministro de Medio Ambiente entre 2000 y 2003, en el gobierno de José María Aznar, fue declarado culpable de haber pagado casi medio millón euros en dinero público al periodista Antonio Alemany, quien le escribía sus discursos cuando estaba al frente del gobierno de las Baleares (1996-1999/2003-2007).

El ex líder balear, de 57 años, fue condenado por los delitos de fraude a la Administración, falsedad documental oficial, falsedad documental mercantil, prevaricación y tráfico de influencias.

La fiscalía había pedido para Matas ocho años y medio de cárcel en el juicio que arrancó el pasado 9 de enero. Matas también fue sentenciado a nueve años y medio de inhabilitación para ejercer cualquier cargo electivo. Además, fue despojado de los honores y atenciones protocolarias que había recibido como ex presidente del gobierno balear.

Alemany, quien fue contratado para hacer campaña a favor de Matas ensalzando como periodista los discursos que él mismo había redactado para el entonces presidente del gobierno balear, fue condenado a tres años, nueve meses y un día de prisión. La fiscalía había solicitado para él siete años y tres meses de cárcel.

En el mismo juicio fue condenado a un año y seis meses de cárcel Joan Martorell, ex director general de Comunicación del gobierno balear. Además, el empresario Miguel Romero, dueño de la agencia de comunicación Nimbus, que había contratado a Alemany, tendrá que pasar un año, un mes y 15 días en prisión.

DPA

Editor: Enrique López

DW recomienda

Publicidad